Advertisements
Córdoba, En mi Huerto de los olivos, Opinión

Hoy, un dos de febrero

Pues como el que no quiere la cosa, estamos ya a 2 de febrero, que para muchos es un día muy especial, por los distintos motivos que para cada uno representa este día o esta festividad. Así para los cofrades es un día muy importante, y más aún para los supersticiosos por el hecho de que parece que no va a llover este día. Por lo menos por aquí.

Para otros, pues por el fin de semana anterior y éste por la festividad que se vive en la aldea almonteña del Rocío, donde la presentación del Hijo de Dios, acarrea a mucha gente en torno a la Blanca Paloma. Y así nos encontramos que en mi lugar es un día único por ser el del nacimiento de mi primogénito y de uno de mis mejores amigos.

Así me encuentro, con un día en el cual, estoy muy contento por los veintiséis inviernos que cumple mi media haba y después porque mi amigo cumple medio siglo y con el cual me une una amistad de más de veinticinco años. Con aquellos comienzos de nenes que por aquel compás de San Francisco ya correteábamos y jugábamos a ser pequeños cofrades y otras cosillas de chavales que empezábamos a descubrir el significado de amistad.

Espero por los años que la vida nos lo permita que podamos seguir disfrutando de nuestra amistad, con nuestras respectivas familias, viendo crecer primero tú a mis hijos y yo luego al tuyo. No es menos cierto, que los avatares de la vida, nos alejaron un poco en la distancia y en la posibilidad de seguir viéndonos más asiduamente, pero eso no fue óbice para seguir con la amistad que nos une, a pesar de que en alguna ocasión tuvimos alguna diferencia y no hablo de fútbol. Bueno Rafalin, te deseo que hayas pasado un día fantástico, que creo que habrá sido así por lo que me dijeron.

Bueno pues la realidad en las hermandades cordobesas está a tope, y hay que ver cómo pasa el tiempo, ya que el reloj de la cuenta atrás sigue inexorablemente su caminar sin perder ni un solo segundo de su tiempo.

Pero ante todo quiero reflejar que no me canso de decir lo mismo, debemos de dejar a un lado nuestros malos rollos y tened todos, una buena actitud en el devenir de nuestra vida, en cualquiera de los campos en los que estemos inmiscuidos. No puedo ver que se pueda discutir tanto por problemas superfluos, cuando hay verdaderamente problemas que de verdad si son importantes. Quizás en vez de reclamar tanto, podríamos empezar por dar primero nosotros, y en función de lo que demos pedir en esa medida. Vamos a mirarnos un poco en nuestro interior antes de pedir a los demás que hagan para que nosotros estemos satisfechos. Bueno voy a seguir, les dejo esta reflexión. Pide en la misma medida que tú das, quizás te iría mejor.

Por otro lado, enhorabuena a la hermandad de la Expiración por su aniversario. Se de unos y otros que no ha sido fácil, pero van a tener un acto que dentro de que es una Salida Procesional Extraordinaria, los actos se van a realizar con cordura. Seguro que habrá algunos que les gusten más que a otros, esto siempre será así, pero por favor no hagan por hacer sin tener un verdadero sentido religioso y cofrade en nuestras hermandades.

Y para acabar, estas palabras van dirigidas a una de mis medias habitas, la otra ya tendrá la suya. Sólo te puedo decir que te quiero con locura. Espero poder seguir disfrutando mucho tiempo más. Estos veintiséis años se han pasado volando, como se suele decir en un abrir y cerrar de ojos, pero a la vez con una intensidad, que me llevaré siempre conmigo en mi mochila. Lo que he vivido contigo cuando pequeño fue único e irrepetible. Lo que he vivido contigo en tu adolescencia fue fantástico, único e irrepetible. En tu mayoría de edad hubo etapas, algunas un poco confusas, pero a la vez increíbles, lo que he vivido contigo fue increíble, fantástico, único e irrepetible. Y ya en esta nueva etapa el ver como conocías el amor y comenzabas a caminar, tu camino, agarrado a ella ha sido de las emociones más intensas que haya podido tener tu padre. Hoy hace cinco meses de ese si quiero, mutuo. Aún se me saltan las lágrimas de aquel día. Y se, que todo va a seguir siéndolo así. Nos esperan muchos momentos complicados, pero intensos, pero estoy seguro de que nos esperan muchos más momentos increíbles, fantásticos, únicos, irrepetibles, sensacionales, emocionantes, dolorosos, felicísimos… Sólo le pido a tú Candelaria que te siga iluminando tu camino de la mano de ella.

Lo dicho, me despido de ustedes, sean felices y extrapólenlo, no se lo guarden. La felicidad hay que transmitirla a los demás. Sólo restan 50 días, para disfrutar de la algarabía infantil hebrea con palmas y olivos, por las calles de nuestra ciudad. Hasta el viernes que viene, recuerden que les quiero, no falten a la cita.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: