El Rincón de Costal Hero, Opinión, Pentagrama, Sevilla

Rumores en el Arenal, un drama cigarrero y éxtasis en Pureza

¡Tos por igual valientes! ¡A esta es!

No veas la que sa liao en los mentideros sevillanos con el presunto cambiazo en el Arenal, de Tres Caídas de Triana por Tres Caídas del Realejo, que dicen algunos miarmitas, de esos que no ven más allá de la sombra del Estadio de la Cartuja, que “no es lo mismo ni lo mismo es”, pero ya les digo yo, que la banda de Graná suena de escándalo, ¿se acuerdan cuando empezaron a salir rumores de Rosario de Cádiz? Pues eso mismo. Y no lo digo sólo yo. Me cuentan que sí, que mucha ratificación, pero que reuniones haberlas las ha habido aunque lo nieguen, y que veremos lo que pasa en el futuro porque una cosa es decir que esta es mi banda hoy, y otra mu distinta es decir que es mi banda pa siempre. Yo, como entenderán ni entro ni salgo, “solo sé que no sé nada” como dijo Sócrates, pero a mí me aseguran que contactos ha habido y que aún no está dicha la última palabra, eso sí, de convertirse en realidad, ya veremos para cuándo. Y es que parece que una vez más, pese a que alguno no le guste, los amigos del Foro no iban nada desencaminados.

Para drama y tragedia, lo de Madre Cigarrera. Drama, tragedia y vergüenza, sobre todo mucha vergüenza. Vergüenza de una ciudad incapaz de mantener sus tradiciones. Vergüenza de unos dirigentes cofrades (y hablo de los más altos del escalafón) a los que les importa un carajo que se echen a perder determinadas cosas, preocupados como andan en pegarse codazos para salir en fotos y ruedas de prensa y coger el mejor de los canapeses de sarao en sarao. Vergüenza de tantas entidades a los que se le llena la boca hablando de Semana Santa y de Sevilla (no les digo cuando hablan de la Semana Santa de Sevilla) y que no han movido ni un dedo por ayudar en que no se pierda un certamen que forma parte de la historia de la música procesional y de las mismísimas entrañas  cofrades de la ciudad. Y vergüenza, sobre todo mucha vergüenza, de un ayuntamiento que con sus estúpidas pegas burocráticas ha conseguido cargarse una historia de más de 20 años, pero que luego dejará salir a la calle, a cuatro perroflautas con cuatro tambores a hacer el indio por el centro de Sevilla para molestar al ciudadano sin aportar absolutamente nada a la cultura de nuestra ciudad, no como ha hecho mi gente de Las Cigarreras durante todos estos años. Animo hermanos. No voy a decir que me duela tanto como a vosotros… pero mu parecío.

Lo de Pedro Manzano con el Cristo de las Tres Caídas no tiene nombre. Mira que es difícil en esta muy cainita ciudad de Sevilla que todo el mundo alabe tu trabajo. Pues Manzano lo ha conseguido. Seguro que hay alguno que querría ver al Rey de la calle Pureza oscurecido como estaba, pese a que después de tanta alabanza no se atreva a decirlo en voz alta. Ya saben, que si gitano… que si calé… que si el color de la raza… tonterías eufemísticas para no llamar a la suciedad, suciedad, que es lo que tenía el Hijo de la Esperanza impregnada en sus entretelas. La restauración de Manzano es una intervención valiente, sobre todo considerando el nivel de estupidez generalizado que progresa adecuadamente en esta sociedad del progresa adecuadamente. Valiente por su parte y valiente por parte de la Junta que dirige el amigo De Julios. Y es que ahora, con viento a favor, es muy fácil que atruene el aplauso, pero seguro que han sido muchas las noches sin dormir pensando en la reacción del respetable cuando vieran al Señor al laíto de su mare. Seguro que más de uno habrá respirado aliviado con el aplauso generalizado. Pero más allá de que los hooligans hayan aplaudido, la realidad es que el resultado es espectacular, impresionante, de matrícula, sin palabras… hay que estar allí y verlo, sentirlo y ser consciente de que se ha recuperado lo que fue. Un trabajo que demuestra que la verdad siempre es verdad por muchas vueltas que des. ¿Mira que si este reconocimiento casi unánime del personal, es ese pequeño rayito de esperanza que algunos seguimos teniendo en que la imbecilidad profunda no le haya sorbido el seso del todo a la raza humana?

¡Ahí queó!

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies