Sevilla

El patronazgo de la Virgen de los Reyes

Desde hace muchos siglos se proclama a la Virgen de los Reyes como patrona de Sevilla pero no es hasta junio de 1946 cuando el Cardenal Segura y Sáenz la nombra Patrona de la ciudad y toda la Archidiócesis.

Fue mediante un telegrama recibido de la Santa Sede redactado por el Papa Pío XII con fecha del 16 de junio, breve comunicación antes de recibir el pergamino en el que el Santo Padre concede la distinción.
Breve Papal 
Cuán ferviente sea y cuán fuertemente grabada está en las almas de una infinita muchedumbre de fieles, principalmente sevillanos, desde hace muchos siglos la devoción a la Santísima Virgen bajo el título de Nuestra Señora de los Reyes, lo deducimos de las preces que nuestro amado hijo Pedro, de la Santa Iglesia Romana Presbítero Cardenal Segura y Sáenz, Arzobispo de Sevilla, ha hecho llegar hasta Nos. (…) Nos solicitase a confirmar o declarar Celestial Patrona de la Ciudad y Archidiócesis de Sevilla a la Santísima Virgen bajo la advocación de «los Reyes» pero que, antes de elevar a Nos sus preces este mismo año, había querido comprobar por sí mismo que este anhelo y voluntad estaban hondamente arraigados en los corazones y en las almas de todos los que viven bajo su espiritual protección. (…)
POR LO TANTO, habiendo oído a Nuestro Venerable Hermano Carlos de la Santa Iglesia Romana Cardenal Salotti, Obispo de Palestina y Prefecto de la Sagrada Congregación de Ritos, atentamente consideradas todas las circunstancias del caso, de ciencia cierta y después de madura deliberación Nuestra, y en virtud de la plenitud de Nuestra Autoridad Apostólica, a tener de las presentes letras y a perpetuidad, CONFIRMAMOS Y DECLARAMOS A LA SANTÍSIMA VIRGEN BAJO LA ADVOCACIÓN DE NUESTRA SEÑORA DE LOS REYES, PRINCIPAL PATRONA ANTE DIOS DE LA CIUDAD Y ARCHIDIÓCESIS DE SEVILLA. Sin que obste nada en contrario.
(…) Dado en Roma, junto a San Pedro, bajo el auxilio del Pescador, el día XV de agosto del año MCMXLVI, octavo de Nuestro Pontificado. De especial mandato del Santísimo. Por el señor Cardenal Secretario de Estado, DOMINGO SPADA, Secretario de Breves Pontificios.
Su devoción proviene de hace siglos y no solo en Sevilla, multitud de procesiones se organizan y su devoción se extiende por toda Andalucía Occidental, Canarias, Ceuta, Madrid, Salamanca, Barcelona, País Vasco y Sudamérica, prueba es las réplicas que en todos estos lugares reciben culto.
El Cardenal Segura una vez proclamada Patrona de Sevilla, comunica crear en cada parroquia de cada localidad sevillana una Asociación tal y como es la de Sevilla para engrandecer aún más si cabe la devoción a la Virgen de los Reyes.
Existen en la actualidad también tallas a semejanza de la Virgen en la provincia, como Villanueva del Ariscal, Mairena y el Viso del Alcor con una devoción muy arraigada. Hoy días tanto en la capital como en la provincia existen muchas réplicas en las Hermandades de toda la Archidiócesis.
Procesión Magna 
Con motivo de la proclamación de la Virgen de los Reyes como Patrona de Sevilla y la Archidiócesis, la Imagen fue trasladada en su paso hasta el Ayuntamiento de Sevilla el domingo 24 de noviembre de 1946 para dar a conocer esta proclamación.
El Cardenal Segura organiza la denominada Procesión Magna del Patronazgo en la que aparte de las representaciones de las distintas Hermandades de penitencia, Gloria y Sacramentales, salieron la Virgen del Pilar, la Reina de Todos los Santos, la Virgen del Amparo, la Amargura, la Virgen del Valle y la Macarena.
Días antes, del 20 al 23 de noviembre del citado mes, se hizo un Triduo preparatorio en conmemoración de tal efemérides. 
Para la procesión, se hizo un concurso de colocación de sillas en vía pública, organizado por el Ayuntamiento, con un premio de 4000 pesetas para el ganador.
Imágenes
Este fue el orden de las seis hermandades que acompañaron con sus pasos a la Virgen de los Reyes en la procesión Magna del patronazgo.
Virgen del Pilar
La hermandad de la Virgen del Pilar aprueba su salida una semana antes, es decir el 17 de noviembre de 1946. Salió en rosario de la aurora hasta la Catedral, siendo la tercera vez que visita Santa María de la Sede tras la Guerra Civil.
Amargura
La Virgen de la Amargura sale por primera vez en procesión de gloria, sin su paso palio y con los candelabros del Señor del Silencio.
Reina de Todos los Santos
Lo hizo trasladándose hasta la Santa Iglesia Catedral en su imponente paso en rosario de la aurora.
Virgen del Valle
La Dolorosa va en su paso sin su palio con abundantes flores y su candelería alta como le caracteriza.
Virgen del Amparo
La Virgen sale vestida completamente sin aprecia su talle completa y con detalles del paso que han variado hasta la actualidad.
Esperanza Macarena
Hizo su salida desde la parroquia de San Gil en procesión de Gloria con candelería, flores de cera y los faroles del Señor del Gran Poder.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup