Advertisements
Sevilla

Tardamos en aprender o tardan en enseñarnos

Estos días en los que han brillado los besamanos de las Esperanzas de Sevilla, con innumerables fieles que se han acercado a la Virgen en algunas de sus advocaciones de Esperanza sevillana, han sido momentos  de gozo, en espera del Nacimiento de Jesús.
Nadie duda que una imagen de la Virgen, no es la Virgen; pero parece que algunos no se dan cuenta que en el Sagrario, sí está realmente presente Jesucristo con su Cuerpo, Sangre y Divinidad; en el Sagrario está Cristo, la Segunda Persona de la Santísima Trinidad.
En algún caso, que no quiero mencionar, parecía lo contrario, la gente pasaba delante del Sagrario como si no hubiera nadie y acudía al besamanos de la Virgen.
Pienso que es responsabilidad directa de la Junta de Gobierno correspondiente y del  Director Espiritual.
En estos casos lo mejor es retirar el Señor del Sagrario, o situarlo en un lugar no de paso, o anunciar claramente que allí está el Santísimo. Pero no lo he visto en alguna Hermandad, en estas fechas de diciembre.

Recordatorio Reflexiones

Advertisements

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies