Advertisements
Córdoba, El Rincón de la Memoria

95 años de patronazgo y un universo de devoción incalculable

El 28 de julio de 2018 el tiempo se detuvo en la localidad cordobesa de Rute por obra y gracia de la coronación canónica pontificia de la Virgen del Carmen, Patrona de la población. Un patronazgo que el próximo 13 de febrero cumple 95 años. La imagen letífica es una talla de vestir que originariamente fue de candelero hasta que en los años sesenta del siglo pasado se convirtió en una imagen de talla completa a raíz de la reforma integral a la que fue sometida por el inmortal imaginero Luis Ortega Bru. La cabeza y las manos de la Virgen así como el niño Jesús están tradicionalmente atribuidos a Luisa Ignacia Roldán -La Roldana-, hipótesis que, hasta el momento, carecen de respaldo documental y se basan en la tradición y en su similitud estética con otras obras de la imaginera.

La devoción a Ntra. Sra. del Carmen se encuentra plenamente asentada en la Villa de Rute desde los albores del siglo XVII, aunque tiempo atrás estaba asentada la Archicofradía en la localidad. Pese a la escasez de documentos, la existencia de una cofradía dedicada a esta advocación está documentada desde 1692. Desde esta fecha se han venido celebrando los festejos ininterrumpidamente. Tras el terremoto de Lisboa (1755), que supuso la ruina y reedificación del templo parroquial de Sta. Catalina mártir, el Santuario dedicado a la Virgen ocupó las labores de principal templo de Rute, muestra de que la Imagen ya tenía un fuerte peso para el pueblo en general. Una vez que se restauró la antigua Abadía tuvo lugar la procesión solemne del Santísimo desde la Ermita hasta la parroquia, con la participación de las autoridades municipales y todas las cofradías existentes en la villa hasta el momento.

En 1924 la Virgen se convirtió en la Patrona Canónica Oficial de la Villa de Rute, a través del Breve Pontificio que expidió S.S. Pío XI. En el citado documento se concreta la elección de “la misma Bienaventurada Virgen del Carmelo, como especial Patrona –delante de Dios– de la villa de Rute, con la aprobación del Rvdmo. Obispo de Córdoba y del Ilustrísimo Alcalde Presidente del Municipio de la misma villa de Rute. El proceso se concretó con la petición cursada a instancias del Excelentísimo Ayuntamiento de Rute, las autoridades eclesiásticas, la Archicofradía y el pueblo en general en 1923, y la aprobación se otorgó el 13 de febrero del año siguiente, hace ahora 94 años.

A raíz de la concesión de esta distinción, derivada del arraigo y la devoción que el pueblo de Rute siempre profesó a su Patrona, el consistorio se encargó de aumentar los honores dedicados a la Virgen del Carmen, especialmente en las fiestas que siguieron a dicha aprobación, pues se alteraron todos los actos y cultos que habitualmente se le realizaban para mayor honra de la Patrona de la Villa. Así, se hicieron coincidir las Fiestas Patronales con la Feria Real, siendo el día de la fiesta solemne el 24 de agosto de dicho año. Posteriormente, en los años siguientes se sucedieron las distinciones, regalos y preferencias que el Ayuntamiento le dedicó a la Sagrada Imagen.

En 1925, un año después de la Proclamación de Patronazgo, la Casa Consistorial y el pueblo de Rute le regalaron un manto bordado en oro sobre terciopelo blanco en que pone la siguiente inscripción: RUTE A SU PATRONA, AÑO 1925. Para tal fin, además de lo aportado por la institución municipal, se realizaron diversas actividades y colectas populares para recaudar fondos como, por ejemplo, obras de teatro en las que los beneficios se dedicaron a costear el manto. Esta cuestación abordó también la construcción del trono de madera tallada para ese año de 1925, con el fin de realzar a la recién nombrada Patrona de los ruteños, y que se usó hasta que le fue regalado el trono actual. Adicionalmente, el nombre de la plaza principal de la Villa fue cambiado por el de Ntra. Sra. del Carmen, Patrona de Rute, hecho que significó poner a la Patrona en el centro neurálgico de la localidad.

Ahora, con la memoria intacta y la devoción a la Virgen del Carmen latiendo con una fuerza inusitada, el pueblo de Rute descuenta paulatinamente las fechas que conducen al marcado horizonte que se concretará el próximo mes de julio, cuando Ella sea coronada por Monseñor Demetrio Fernández y por todo el pueblo de Rute, metáfora del amor imperecedero de todo un pueblo a la Madre de Dios, personificada en la dulcísima y bellísima imagen.


Fuente Documental Archicofradía del Carmen

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies