Advertisements
Sevilla, ⚓ Costal, ⭐ Portada

«Allá donde Carlos se encuentre, estará muy orgulloso de todos vosotros, de sus amigos, de sus cuadrillas, y de todos los que compartieron algún momento de su vida»

La despedida de Carlos Morán se realizará en la más estricta intimidad familiar

La pérdida del capataz Carlos Morán, a consecuencia de las secuelas provocadas por el coronavirus Covid-19, ha sido uno de los fallecimientos que mayor impacto han provocado en el seno de la Sevilla cofrade en los últimos tiempos. Una muerte que ha propiciado miles de muestras de condolencia que se han multiplicado en los últimos días a lo largo y ancho de la de la Giralda evidenciando el respeto y el cariño que el añorado capataz ha despertado siempre. 

Una perdida más penosa si cabe por las circunstancias en las que nos hallamos inmersos a consecuencia de esta terrible crisis sanitaria provocada por una pandemia que está causando un dolor incalculable y que ni siquiera está permitiendo despedir a nuestros seres queridos como lo merecen. 

Por ello, la despedida de Carlos Morán se realizará en la más estricta intimidad familiar como impone la normativa vigente, pese a que la intención inicial era celebrar una misa de cuerpo presente este sábado en la parroquia de San Benito Abad. Una intención descartada tras consultar las medidas específicas de contención del virus como consecuencia de la situación epidemiologica que restringe a un máximo de 15 personas además del ministro de culto la presencia en el templo.

Así lo ha confirmado la familia del capataz en un comunicado difundido en el que agradece todas las muestras de pésame por su fallecimiento sintiendo no poder atender de forma individual todas las muestras de cariño pese a lo cual la familia afirma estar sintiendo profundamente el respeto la admiración y la consideración mostrada hacia la figura de Carlos Morán. 

«Sabemos, porque así nos lo habéis comunicado, que muchos queríais despediros de Carlos. cuando la situación sanitaria lo permita celebraremos una misa de sufragio en nuestra parroquia a la que estaréis invitados a participar. Allá donde se encuentre, estará muy orgulloso de todos vosotros, de sus amigos, de sus cuadrillas, y de todos los que compartieron algún momento de su vida. Gracias a todos y que Dios os bendiga», concluye el emotivo comunicado.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup