Sevilla

El arte de lo efímero por Grande de León

La sencillez es una de las más hermosas virtudes que Dios nos regala para que seamos dueños de ella. Así se podría definir la manera de ser de una persona que lleva más de treinta años regalando arte a quienes profesamos el amor a María.

José Antonio, aúna el talento y la imaginación por hacer de lo más divino un paraíso de plegarias para los devotos de todas las imágenes que tiene el honor de vestir. El empezar desde muy pequeño le hizo saber que debía aprender de los grandes, poder conocerlos y seguir sus consejos.

Hablar de Grande de León, es hablar de un hombre que lleva la sensibilidad del arte por muchos rincones de España, seguido y copiado por muchos, y también ofreciendo su ayuda a quienes comienzan en el mundo de las vestimentas, tal y como hicieron con él.

Su trayectoria lo avala como uno de los mayores exponentes de la capital andaluza, la sevillanía que todo hispalense atesora, lo demuestra en sus facetas artísticas, así lo pueden corroborar todas sus hermandades y su gran familia de camareras que tanto lo quiere.

Se adapta completamente a todos los estilos, desde darle ese toque de gracia a una Virgen de barrio a poder embrujarnos con lo más sobrio en una cofradía de silencio, sabiendo conjugar perfectamente la delicadeza con la tradición para impregnar de elegancia la belleza de la Reina del Cielo.

El gusto y el saber entender a la imagen que tiene delante le ha hecho abrirse muchas puertas, vestir a dolorosas magníficas y dotar de un sello propio a cada una de ellas, creando, innovando y teniendo siempre presente a la hermandad por encima de todo.

Así es el vestidor, pero también es la persona, la máxima expresión de saber emocionarnos con lo efímero a través de ELLA, nuestra MADRE. El sentimiento y el cariño se alcanza desde la devoción a la Santísima Virgen…

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup