Córdoba, Portada

El Caído explica su ausencia en la exposición alegando que se solicitó una reunión informativa con los comisarios que nunca tuvo respuesta

La Junta de Gobierno de la Hermandad de Jesús Caído ha remitido una carta a sus hermanos acerca de la ausencia de enseres de la corporación en la exposición organizada por la agrupación de hermandades y cofradías «Arte y Cofradías en Córdoba». «Lamentablemente en dicha exposición no hay ningún enser del patrimonio de nuestra Hermandad por las causas que, en un ejercicio de transparencia, ahora te exponemos», anuncia el comunicado emitido al efecto.

La nota explica que «el pasado día 10 de septiembre se recibía, por correo electrónico, una carta de la Sra. Dª. Olga Caballero Marín, presidenta de la agrupación, en la que nos anunciaba dicha exposición, se ofrecía el traslado de los enseres a cargo de una empresa especializada y la contratación del correspondiente seguro que cubriese cualquier contingencia monetaria. Al mismo tiempo se nos solicitaba la cesión de algunas piezas muy importantes en el patrimonio de nuestra Hermandad. La petición decía textualmente: «Manto de la soledad, Demanda, Respiradero de palio, Túnica San Juan de la Cruz y Ángel Cirineo».

«Ante esta invitación -prosigue la nota- y deseosos de colaborar, como siempre hemos hecho con las iniciativas de la agrupación, nuestra primera intención fue la de participar. Pero, teniendo en cuenta la importancia y antigüedad de algunas de nuestras piezas solicitadas y el hecho de que podrían ser necesarias para el montaje del Triduo que se celebrará en noviembre, consideramos que era necesario mantener una reunión con los comisarios de la exposición con el objetivo de aclarar algunos aspectos que, al menos para nosotros, eran de vital importancia».

De ahí que «el 27 de septiembre, por correo electrónico, nuestro Hermano Mayor dirigió una carta a Dª. Olga Caballero en la que pedía una reunión con los comisarios de la exposición Dña. Saray Herrera y D. Rafael Roldán. Dicha carta no ha tenido respuesta alguna, ni hemos tenido noticias de los comisarios».

«El resultado de este silencio de la agrupación ha sido que nuestra Hermandad se ha visto privada de la posibilidad de participar en dicha exposición y el mundo cofrade ha perdido la oportunidad de disfrutar de nuestros enseres en la citada exposición», enfatiza el texto y añade que «entendemos que pedir una reunión con los comisarios era nuestra obligación, pues somos responsables y garantes del patrimonio de nuestra Hermandad y tenemos que velar por ellos». «Lamentamos que por haber solicitado dicha reunión hayamos sido excluidos de la participación en dicha exposición», concluye la nota.