Córdoba, Costal, Portada

Carlos Herencia deja de ser capataz del Dulce Nombre

La Junta de Gobierno de la Pontificia y Real Archicofradía de la Santa Verá Cruz, acaba de informar mediante un comunicado difundido a través de sus medios oficiales de información de la personal decisión de Carlos Herencia Lastre de cambiar su puesto en la Estación de Penitencia, dejando el cargo de capataz de la cuadrilla de costaleros de María Stma del Dulce Nombre.

En la nota pública la corporación del Campo de la Verdad muestra su agradecimiento al capataz y a su equipo de contraguías «por estos veintitrés años de bienhacer, delicadeza de trato con esta hermandad y amor a sus sagrados titulares». «Nos consuela, ante esta triste noticia, saber que seguirá formando parte en la estación de penitencia, trabajando y colaborando en las actividades de esta hermandad», concluye el comunicado.

Por su parte, el veterano capataz se ha despedido de sus hombres a través de un mensaje en el que ha explicado que toma la determinación de «dejar su puesto como capataz para que la Hermandad, designe a la persona que crea conveniente». Y añade que «esto no es un final, ni una partida, solo es un paso al lado, solo cambio de sitio en la Estación de Penitencia en los próximos Lunes Santos que ellos quieran tenerme como miembro de su cortejo, como le escribí en mi carta entregada a nuestro Hermano Mayor en esta pasada semana».

El capataz aprovecha para darles «las gracias a todos y cada uno de los que formamos éste magnífico grupo de enamorados de la Madre de Dios en su Advocación del Dulce Nombre», «por vuestra, disposición, entrega y esfuerzo por hacer más grande el nombre de la Virgen». Y concluye indicando que el nuevo responsable de la cuadrilla una vez esté elegido «se pondrá en contacto con cada uno de vosotros». «Os pido que atiendas su llamada y escuches sus palabras», concluye el emotivo mensaje que pone punto y final a 23 años de camino común y abre una nueva etapa al frente del segundo de los pasos de la Archicofradía de la Vera Cruz.