Recuerdos de Pasión, Sevilla, ⭐ Portada, 💚 El Rincón de la Memoria

El atemporal atuendo de los nazarenos de la Exaltación

75 años se cumplen de la recuperación de la actual túnica de nazareno de la Hermandad de la Exaltación. Fue en el año 1946, cuando los hermanos de Santa Catalina volvieron a vestir el hábito de finales del Siglo XIX

La cofradía del Jueves Santo, la Exaltación, cumple en este año 2021 el 75 aniversario de la recuperación de las actuales túnicas de nazareno, hecho que llegó a extinguirse en el siglo XIX.

En el archivo de la hermandad de la Exaltación existe constancia de llegar a vestir el actual hábito de nazareno, túnica blanca de cola con botonería morada, antifaz morado y con el escudo corporativo en el antifaz a la altura del pecho, a finales del siglo XIX, concretamente en el 1885.

Anteriormente a esta etapa se desconoce cómo era la túnica que vestían los hermanos durante su estación de penitencia; tan sólo se sabe que en 1871, sería por primera vez cuando la Hermandad de la Exaltación desde Santa Catalina hace estación de penitencia en la tarde del Jueves Santo, haciéndolo con el hábito blanco con capa y antifaces negros.

Hábito de Nazareno de la Exaltación con la túnica de alpaca. / Foto: Archivo de la Hermandad

Con la llegada del siglo XX la corporación retoma la actividad, tras varios años sin salir, y vuelve a realizar su Estación de Penitencia en 1902, vistiendo aquella túnica de cola de alpaca morada. Éste característico hábito fue usado durante poco más de cuarenta años, hasta 1945, y es bien conocido ya que fue retratado por Hohenleiter en sus famosas ilustraciones de nazarenos de Sevilla.

Asentados dentro de esta etapa de la hermandad, el 21 de junio de 1921, un grupo de hermanos presentarían una solicitud para modificar la túnica de nazarenos de la Virgen, en color y forma, cambiando del morado al azul pavo oscuro con el cordón de plata y el escudo bordado en plata, tal y como se recoge en el acto de cabildo fechado el 4 de febrero de 1922.

Se añadió la coletilla «en el caso de que no puede hacerse», por lo que hace indicar que los hermanos pensarían, que la propuesta no saliera adelante por motivos económicos. Por aquel entonces, era muy común que las corporaciones fueran propietarias de las túnicas, algo que aún perdura con el tiempo en algunas de ellas, ofreciendo la posibilidad a los hermanos de poder cederla, mediante un alquiler, para poder hacer estación de penitencia en la Semana Santa.

Ya en 1946, hace 75 años, la cofradía de Santa Catalina recupera el hábito del Siglo XIX para sus hermanos y que se ha conservado hasta nuestros días. Se da el curioso caso, que poco después de que la Exaltación vuelva a sacar esta túnica, durante los años 50, del silgo pasado; comienza a haber intercambios con la Hermandad de las Aguas.

Al ser iguales sus hábitos, esto provocó, la existencia de hermanos que salieron con la misma túnica en ambas hermandades. Los tres colores más comunes en la Hermandad desde el origen del hábito nazareno son el blanco (la pureza), el morado (la penitencia) y el negro (el luto).

Hábito de nazareno actual de la Hermandad de la Exaltación. / Foto: Archivo de la Hermandad

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup