Advertisements
Córdoba, En mi Huerto de los olivos, Opinión

Hace seis días

Resulta que con los fines de semana que llevamos de procesiones y de otras actividades, estamos en un frenesí cofrade que a muchos gusta y a otros no. Unos defienden que se está perdiendo el verdadero sentido que deben de tener este tipo de salidas extraordinarias, otros las defienden de que las haya y así poder demostrar el sentido que deben de tener. Y la cuestión es que llevan las dos partes mucha razón, mucha. Y dónde esta la solución de éstas salidas extraordinarias, pues creo, bajo mi humilde punto de vista, en realizarlas con el sentido que deben de tener y que la escenificación sea la idónea, no el simple hecho de sacar por sacar.

He escuchado y leído muchos comentarios de unas salidas y otras, comparando esto y aquello, porque si esto es por esto o si esto es por aquello. Y la verdad, pasa como cuando juega la selección de fútbol española, que todos somos seleccionadores. Cada uno tenemos nuestra opinión, todos la tenemos. Y unos la expresan a su manera y forma, otros a la suya o aquellos que simplemente observan.

De las que hemos tenido en la ciudad en las últimas fechas, que han sido varias, no voy a decir que bien unas y que otras no llegaron al bien, porque no es así. Hay que mirar la idiosincrasia de cada hermandad y en una extraordinaria se ve aún más lo que cada hermandad es. Ya que se hacen a cara destapada y no todo el mundo quiere salir a cara destapada. Hay de todo y nos guste o no cada hermandad es un mundo distinto, nos guste o no. Hemos visto hermandades de bulla, hermandades de menos bulla, hermandades serias, y cada una de ellas se ha mostrado tal y como es. Y esto no es mejor ni peor que una u otra, cada una es como es. Nos guste o no, esto es así.

He disfrutado mucho con cada una de ellas, porque yo soy de los que me gustan que haya procesiones extraordinarias, con un verdadero sentido y con la idiosincrasia de cada hermandad. Y para terminar con esta introducción, veremos a muchos en Sevilla el próximo día 3 de noviembre y quizás no hablemos tanto por ser quien es, pero a buen seguro que la idiosincrasia de dicha hermandad la expondrá en la calle, como ella es.

Disfruten de todo esto y no sean tan añejos, por favor, aunque es cierto que también lo añejo le da un regusto a las cosas.

Pasando a otra cosa mucho más importante para mí personalmente, resulta que el pasado día 20, nació la hija de mi hijo. Sí, mi nieta, soy abuelo. Solo les digo que momentos como ese, son demasiados bellos para no exaltar. El nacimiento de una vida humana. Ver las caras de una madre, recién dada a luz con lo que es ese acto, y la cara de un padre que al ver a sus familiares esperando rompe a llorar como esa hija suya recién nacida.

Todo lo que se vive en ese espacio de tiempo, es de una intensidad tan grande que es muy difícil de describir. Son momentos que se quedarán en la memoria y recuerdo de cada uno. Ver las caras de los bisabuelos del padre de la niña, las caras de los abuelos de ambas partes, las caras de los familiares de un lado o del otro. permítanme la expresión, no tiene precio. La intensidad de sentimientos que se vivieron en ese instante, son únicos. Viva la vida de un nuevo ser. Mi nieta ha nacido el día de Santa Irene, no es el nombre que han escogido para ella, se llama Candelaria, por mucha simbología en la familia. Pero Santa Irene, nombre que proviene del griego significa “paz”.

Ahora es misión de toda la familia, por partes iguales, enseñar y educar a esta pequeñita por el camino que tienen ambas familias. Seguro que si. Podrán entender lo feliz que soy.

Bueno les dejo por esta semana, sean felices y extrapólenlo, no se lo queden solo para ustedes.

Pd.- Sigo erre que erre, la calle para la zaga de los Sáez p’acuando. Creo que a esta familia de capataces se la merecen en su ciudad. Y para ello los cofrades de esta ciudad deberíamos de ser un poco más solidarios en pedir este tipo de aspectos.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: