Córdoba, ⭐ Portada

Inaugurada la muestra «María Santísima de la O bajo la mirada de los jóvenes»

El evento ha sido organizado por el grupo joven de la cofradía

La Hermandad de la O de Córdoba ha abierto las puertas en la tarde de este viernes 3 de septiembre, de una exposición de arte cofrade titulada «María Santísima de la O bajo la mirada de los jóvenes», organizada por su grupo joven.

Todo ello se realiza con motivo del XXV Aniversario de la bendición de su bellísima titular mariana. La inauguración, que ha registrado aforo completo, es la antesala de una exposición que se celebrará desde el 4 hasta el 12 de septiembre en el Oratorio de San Felipe Neri de la propia ciudad califal, con horario de 10:00h a 13:30h y de 17:30h a 22:00h.

Inauguración de la muestra. Fotos: Carlos Gómez.

Esperanza y Juan, presentadores del acto.

Esperanza y Juan, componentes del mencionado grupo joven, han presentado el acto.

Durante el mismo ha intervenido el hermano mayor, Rafael González Quesada, quién ha recalcado que está exposición nace del deseo de poner en valor el trabajo de jóvenes artistas, a quienes ha agradecido su presencia y predisposición para llevar a buen puerto el proyecto.

Rafael González Quesada, hermano mayor.

Quesada ha proseguido enfatizando que será «una exposición que va a emocionar», pues lleva el trabajo y cariño de una hermandad pobre, humilde y sencilla; la cual se siente orgullosa del resultado de la muestra.

El dirigente recordaba asombrado los 25 años de la corporación, haciendo mención a Antonio Bernal, autor de la Virgen Titular de la corporación, a quien le ha dicho que ha traído «el Cielo a la Tierra». Su discurso ha contado también con referencias a Córdoba, a Julio Romero y a la joyería.

Cintia Bustos Muñoz..

Seguidamente ha tomado la palabra Cintia Bustos Muñoz, la concejal de juventud, quién ha declarado que cuando falten los mayores continuarán los jóvenes la labor, y por ello es fundamental cultivar la juventud y que los artistas jóvenes compartan su arte con la ciudad. En referencia a ellos, ha dicho también que son un auténtico orgullo; y ha reivindicado la Semana Santa y el importante papel de la juventud cofrade.

José Montilla.

Por último, ha hablado José Montilla, responsable del grupo joven. Montilla ha agradecido su esfuerzo a todas las personas integradas en la exposición, reivindicando a los jóvenes artistas de Córdoba y Andalucía y destacando la importancia de la advocación de María Santísima de la O en toda la geografía andaluza.

Justo después Montilla ha desgranado los objetivos de la muestra, que no son otros que los de poner en valor el arte de jóvenes profesionales que además se comportan de manera responsable, y hacer ver con ello que la juventud sabe cumplir su parte en un tiempo en el que se les ha tachado de irresponsables. Junto a ello agradece a la brigada Guzmán el Bueno haberles cedido el oratorio para este evento tan destacado.

Conjunto de artistas que integran la muestra.

Distintas disciplinas de arte cofrade, tales como la pintura, la escultura, la fotografía, la joyería, la música, el diseño de bordado y las flores de talco, confluyen en la muestra, habiendo sido creadas por más de medio centenar de jóvenes tanto de las propias fronteras cordobesas como lejos de ellas.

La cofradía cordobesa ha expresado su agradecimiento a la brigada Guzmán el Bueno X, del ejército de tierra, al ayuntamiento de Córdoba y su concejalía de Juventud, así como a los jóvenes participantes en la exposición, destacando la figura de Carmen Bernal Humanes, quien ha realizado el cartel anunciador de la mencionada muestra de arte cofrade.

25 años reinando en Fátima

La Virgen de la O es obra del artista cordobés Antonio Bernal Redondo, realizada en madera de cedro en el año 1994. Se trata de una impresionante imagen de candelero para vestir, de cabeza completa con cabellera tallada, busto y manos, siendo ésta una de sus obras más personales, realizada directamente en la madera, y que posee los rasgos idealizados de la belleza de la mujer cordobesa en conjunción con un sereno dolor que le confiere una especial unción sagrada.

La imagen de bendijo el 15 de diciembre de 1994, en la parroquia de la Aurora. Una jornada que recuerda de un modo muy especial su actual hermano mayor, Rafael González, quien por aquel entonces tenía 12 años. González cuenta que se encontró con la bendición de la Virgen a través de un cartel anunciador ubicado en una frutería del barrio de Fátima una semana antes del acto.

«En mi mente del niño de 12 años pensaba que al año siguiente iba a salir en Semana Santa, sin tener la más remota idea de lo que era el grupo de la O y de cómo se fragua una cofradía». Así pasó esa semana, llena de los nervios previos a la bendición, a la que acudió con sus padres. La bellísima obra de Antonio Bernal estaba ataviada para este día tan especial con un terno cedido por la Hermandad de la Paz y Esperanza y ceñidas sus sienes con la corona de la Virgen de la Aurora de la localidad cordobesa de Cabra, siendo bendecida por el entonces obispo de Córdoba, José Antonio Infantes Florido.

El miércoles siguiente, tras la bendición, González acudió de nuevo a su encuentro, pero el encuentro fue completamente distinto: «se me cayó el alma a los pies al verla; la había visto de Reina, con ese manto, con esa saya, todo bordado, y pasé a verla en su altar, sin corona, con saya y manto liso. Me impactó de tal manera que le pregunté al entonces cura, D. Manuel, qué pasaba, explicándome que se estaba creando la Hermandad y que tenía su proceso». Tras esa conversación, al llegar a su casa, el jovencísimo González no dudó un momento en hablar con su familia para que todos se hicieran hermanos de la incipiente corporación. «Son recuerdos bonitos y más pensando en lo que costó que una parroquia dijera que sí para que llegara la Virgen».

Recuerdos de un hermano mayor que afronta con responsabilidad, orgullo e ilusión esta importante efemérides para la joven aunque curtida corporación cordobesa. Desde entonces, la corporación, que tiene ante sí importantísimos proyectos de índole patrimonial, ha vivido ya la presencia de la Reina de Fátima por su barrio el Sábado de Pasión, la llegada de Jesús de la Victoria en sus tres caídas, obra del propio Bernal y la aprobación «ad experimentum» de sus estatutos como Pro-Hermandad, como hitos esenciales de una corporación que mira con ilusión y fortaleza el futuro con el objetivo de incorporarse a la nómina de hermandades que cada luna de Nisán realizan estación de penitencia ante Su Divina Majestad en la Santa Iglesia Catedral.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup