Advertisements
Córdoba, De Cerca

Joaquín de Velasco: «Los faldones del paso de palio y las bocinas del tramo de Cristo, si podemos, los vamos a hacer»

El programa de PTV Sentir Cofrade, que presenta Fernando López, ha entrevistado al nuevo y recién elegido hermano mayor de la Buena Muerte, Joaquín de Velasco, que ha reconocido que su hermandad de cuna es Los Dolores, ha afirmado que llegó a Buena Muerte porque «me enamoré una madrugada de su paso de palio» y ha desvelado que sus inicios en la hermandad fueron «como costalero de la Reina de los Mártires», ha puesto encima de la mesa, como uno de sus objetivos prioritarios el crecimiento de la hermandad.

Una corporación que, en palabras de Velasco, «patrimonialmente lo tiene casi todo» y de la que hay que «mantener la impronta, que es espectacular», «pero debemos ser más hermanos, más nazarenos en el cortejo y más formados y crecer en caridad», ha declarado. «Un crecimiento interior que nos debe llevar a un crecimiento exterior, reforzando la presencia en la sociedad cordobesa». Respecto al crecimiento en el número de hermanos y cómo piensa materializar este objetivo ha precisado que «es difícil porque no somos una hermandad especialmente atractiva para los chavales», toda vez que «nuestro horario de salida es en la madrugada, somos una cofradía de silencio… quizá no somos la hermandad más atractiva para un chico adolescente que se quiera acercar al mundo de las cofradías».

«Tenemos que ofrecerle otra serie de cosas -ha reflexionado- y en eso estamos, en ver cómo conseguimos aumentar los hermanos, pero no por un simple hecho de número o por un cortejo más nutrido, de hecho en esta última estación de penitencia, que desgraciadamente se suspendió por la lluvia, ya pudimos ver que el número de nazarenos era bastante superior al de otros años». En este sentido ha subrayado que «lo que queremos es continuar ese impulso y reforzar la presencia en la sociedad».

«La Magna ha sido «un pelotazo»… «un éxito rotundo»»

Tras afirmar que eventos como la Magna, que ha calificado de «pelotazo» y «un éxito rotundo», «son buenos para el movimiento cofrade en general y todo lo que sea bueno para el movimiento cofrade es bueno para la Buena Muerte», ha explicado que «la comunicación es un aspecto fundamental. Tan representativo para una hermandad de cara al exterior es su estandarte como un comunicado que emita, por eso hay que cuidar especialmente este aspecto. Nosotros vamos a tener en nuestra junta de gobierno un vocal de comunicación, un periodista profesional, que se va a encargar precisamente de todo ello. Además queremos tener una presencia en internet fuerte», con una página web y cuidando la comunicación en redes sociales para que «cada cosa que emita la hermandad de la Buena Muerte tenga ese sello, ese espíritu, ese cuidado en las formas y también en compromiso cristiano».

Respecto al área asistencial, Velasco ha desvelado que «queremos que la obra social sea muy participativa. La obra social no debe limitarse a una aportación económica, a firmar un cheque con el 10% de los ingresos» sino «una obra social que se ha de caracterizar por la implicación de los hermanos». Ha reconocido haber entablado contacto con distintas instituciones que «tienen necesidades que se pueden cubrir por una hermandad con un nutrido número de hermanos» a través de su «voluntariado», acciones que «llenan mucho más y son un aporte mucho más importante que extender un cheque».

Uno de sus proyectos es la constitución de un «Consejo Consultivo formado por anteriores hermanos mayores», con los que quiere contar -«lógicamente con los vivos», ha subrayado- que ha de tener el objetivo de que lo que «hagamos esté en línea con lo que Buena Muerte haría en cualquier momento». Velasco desea contar con todos ellos, «incluso por los que puedan estar más alejados», para «nos dejen su sabio consejo» y nos digan que «eso es lo que hace Buena Muerte», «porque queremos ser fieles a nuestros orígenes».

«Quizá fuera conveniente que nos acercáramos, en la medida de lo posible, a la última del Jueves Santo»

Desde el punto de vista patrimonial y tras afirmar que la hermandad tiene un «patrimonio envidiable» y que su función ha de ser esencialmente conservarlo, sí ha subrayado que habrá que plantearse «restaurar lo que se deteriore con el tiempo» y ha desvelado que «hay dos o tres detalles que se hicieron de manera provisional» y que «si Dios Quiere, vamos a intentar hacer», algo «que no debe tomarse como un compromiso absoluto», como, «pongamos por caso», los «faldones del paso de palio» que «si podemos los vamos a hacer», junto con los paños de bocina del tramo de Cristo que están realizados en técnica de aplicación.

Finalmente el hermano mayor ha afirmado que Buena Muerte es una hermandad de madrugada y eso forma parte de su esencia y piensa seguir siéndolo. No tenemos ninguna idea de cambiar de día. Sí es verdad que recordamos con mucho cariño aquellas madrugadas, que fueron muy duras en las que nos acompañaban el Nazareno y la Merced (…) Respecto a que la jornada crezca, nosotros encantados, nosotros no somos los dueños de la jornada». No obstante ha reconocido que «quizá fuera conveniente que nos acercáramos, en la medida de lo posible, a la última del Jueves Santo para que no hubiera un vacío muy grande» Algo que ha recordado que ya se está haciendo, como hace dos  años, acelerando el paso para entrar antes en Carrera Oficial. 

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies