Sevilla, ⭐ Portada

Luis Fernando Rodríguez Carrillo desgrana su programa para presidir el Baratillo y afirma que debe tener el «sitio que se merece y le corresponde en la nómina de cofradías del Miércoles Santo, ajustando los tiempos de paso a la dimensión de nuestra Hermandad»

Una vez finalizado el plazo de presentación de candidaturas y el de exposición del censo el día 7 de julio de 2020, la Hermandad del Baratillo ha comunicado a sus hermanos que se ha presentado una única candidatura, encabezada por Luis Fernando Rodríguez Carrillo. Rodríguez Carrillo es el actual Teniente de Hermano Mayor de la corporación del Miércoles Santo y su candidatura, con el visto bueno previo del Director Espiritual y la Comisión Electoral, por lo que se procederá a su envío por parte del Secretario de la Hermandad, a la Delegación Episcopal de Asuntos Jurídicos de la Archidiócesis de Sevilla.

En este contexto, el candidato ha remitido una carta a sus hermanos en el que ha desgranado el programa que pretende implementar en la Cofradía del Miércoles Santo tras recibir el respaldo mayoritario de la Asamblea General de hermanos. Un proyecto que, en palabras del candidato, «tiene como principal objetivo servir a la Hermandad y a sus Hermanos, y para tal fin hemos conformado una candidatura experimentada en las tareas de gobierno de la misma, ya que la mayoría de candidatos hemos ocupado cargos en distintas diputaciones en anteriores Juntas de Gobierno. Esta experiencia la ponemos a disposición de nuestros Hermanos, lo que nos permitirá optimizar los recursos, dar mayor versatilidad y transversalidad entre las distintas diputaciones y un mejor conocimiento y competencia en la gestión de las mismas».

Rodríguez Carrillo explicado que «al frente de dicha candidatura, tengo el inmeso honor y fortuna de presentarme como candidato a Hermano Mayor a mi única Hermandad, mi Hermandad de cuna, de mi barrio del Arenal donde vivió mi abuela, nació mi madre y en el que pasé mi infancia, y donde he aprendido a vivir en fraternidad con mis hermanos baratilleros desde la fe, la devoción y la pasión del cofrade. He vivido nuestra Hermandad del Baratillo desde pequeño como nazareno de palio, después tuve la fortuna de entrar en la cuadrilla de costaleros de nuestro paso de Misterio, y los últimos nueve años he sido Oficial de la Junta de Gobierno acompañando a N.H.D. José Ignacio Arce Ríos en sus mandatos como Mayordomo 2º y Fiscal 1º, y como Teniente de Hermano Mayor en la actual Junta de Gobierno presidida por N.H.D. Marcelino E. Serrano Cantalapiedra».

«Esta candidatura que os presento -destaca-, en la que espero y deseo que depositéis vuestra confianza el próximo 20 de julio, está compuesta por los siguientes hermanos:

– Hermano Mayor: Luis Fernando Rodríguez Carrillo

– Teniente de Hermano Mayor: Antonio Revuelta González

– Consiliario 1º: Rogelio Gómez Gómez

– Consiliario 2º: José Luis Prado Domínguez

– Fiscal 1º: Filomeno Martínez Aspe

– Fiscal 2º: Pilar Ríos Márquez

– Mayordomo 1º: Antonio Valentín Pardo Álvarez

– Mayordomo 2º: Antonio José González Barrero

– Secretario 1º: Rafael de Rojas Álvarez

– Secretario 2º: María del Pilar Salto Cabello

– Prioste 1º: Pedro Silva Cueto

– Prioste 2º: Julio Amador Cos

– Diputado Mayor de Cultos: Pedro Dormido Girón

– Diputado Mayor de Gobierno: Manuel Serrano Cantalapiedra

– Diputado de Formación: Eduardo Salvador de Andrés Rodríguez

– Diputado de Caridad: Francisco José Vega Pérez

– Diputado de Juventud: Alfonso Cruz Delgado

En relación al programa a desarrollar el candidato indica que «nos hemos marcado como propósito complementar todas las diputaciones que lo requieran con un equipo de auxiliares, debidamente designados y reconocidos por la Junta de Gobierno, con un triple objetivo:

– En primer lugar, formación y aprendizaje en el conocimiento de las funciones y responsabilidades asociadas a cada una de las diputaciones.

– En segundo lugar, colaborar, apoyar y asistir en las tareas propias de cada una de las diputaciones, en las necesidades de la Hermandad, aportando iniciativas y en suma contribuyendo a la consecución de los fines perseguidos.

– Y por último, perfilar una cantera de futuros miembros de Junta de Gobierno».

«Como no podía ser de otra manera -prosigue-, en el escenario económico en el que nos encontramos que ha dejado en una situación bastante delicada a muchas familias, uno de nuestros principales propósitos será emplear la mayor parte de nuestros esfuerzos en las labores de Caridad, y a tal efecto continuaremos con los programas asistenciales ya iniciados por la actual Junta de Gobierno y las anteriores. Entre ellos destacan el proyecto de atención alimenticia junto a la Esperanza de Triana en la Parroquía de la Candelaria del barrio de Los Pajaritos, la ayuda y asistencia al Convento de la Encarnación y Convento de Santa Inés, colaboración con la Hermandad de la Santa Caridad, con la Fundación Juan Bonald y con el economato del Casco Antiguo. Además, abordaremos nuevos proyectos de ayuda social, entre los que daremos priorioridad a la asistencia a nuestros Hermanos necesitados, y en ello vamos a poner todos los recursos económicos y personales que sean necesarios. Nuestro lema y compromiso cristiano es que ningún Hermano del Baratillo, fieles o devotos se encuentren desamparados. Continuaremos la actividad de la Diputación de Caridad en la organización de nuestro tradicional “Potaje”, la Cruz de Mayo, y los actos en la Santa Caridad, así como nuevos proyectos que contribuyan a recaudar recursos para atender a lo más necesitados. Asimismo, desde la Diputación de Caridad se mantendrá el acercamiento de nuestra Hermandad a sus mayores que por imposiblidad física o distanciamiento geográfico no cuentan con la posibilidad de acompañarnos. Todos ellos, historia viva de la Hermandad que tanto nos enseñaron y a los que tanto debemos, merecen nuestras atenciones, cariño y cuidados».

En otro orden de cosas, Rodríguez desvela que «la formación será otro eje central de la actividad de la Hermandad, implementaremos un programa para las distintas diputaciones que favorezca y facilite la asistencia de nuestros Hermanos, fomentando el encuentro y convivencia, así como el ejercicio espiritual, religioso, cultural y cofradiero. Se mantendrán las catequesis de Confirmación en consenso con nuestra Parroquia, así como las sesiones del Grupo de Fe con D. José Francisco Durán Falcón, y se potenciarán los retiros para todos los segmentos de edad de nuestra nómina de Hermanos. Igualmente, se hará mucho hincapié en la formación litúrgica de nuestro cuerpo de acólitos y auxiliares».

«Desde la Diputación de Cultos -continúa explicando-, comprometidos en el servicio a la Iglesia Diocesana y nuestra parroquia, continuaremos en el camino seguido en estos últimos años, consolidando la solemnidad, armonía y espiritualidad en la celebración de todos y cada uno de los ritos litúrgicos establecidos en nuestras Santas Reglas, facilitando la participación activa de nuestros hermanos en los cultos a nuestros Sagrados Titulares».

Respecto a la juventud que «es el presente y futuro de nuestra corporación, por lo que debemos potenciar la actividad y participación de nuestros Hermanos más jóvenes en la vida de la Hermandad», el candidato se marca como objetivo fomentar «su formación cofradiera, su desarrollo educacional en los valores cristianos y la integración de estos en su vida personal, familiar y social. Con este fin, se promoverán iniciativas con las distintas diputaciones, jornadas formativas, recreativas y convivencias».

El candidato explica también que su «candidatura se compromete a reformar nuestras Santas Reglas, proceso ya iniciado por la actual Junta de Gobierno, adecuarlas a las Normas Diocenas y actualizarlas en aquellos aspectos que precisen su adaptación a las nuevas circunstancias. Para ello, se constituirá una comisión técnica que trabajará en el análisis y redacción de las mismas para su aprobación preceptiva en Cabildo General. De forma complementaria y adicional, se abordarán en estos tres próximos años la elaboración de un reglamento de régimen interno con el que se pretende establecer la regulación de los aspectos accesorios relativos al funcionamiento de nuestra Hermandad, reglamento que también deberá ser aprobado por el Cabildo General».

«Para esta candidatura y para la consecución de sus objetivos adquiere especial relevancia nuestra Junta Consultiva, la experiencia y conocimiento al servicio de nuestra Corporación», continua su relato especificando que «es nuestra intención hacer que este “Consejo de Sabios” participe de manera más activa en los designios de nuestra Hermandad, para lo que impulsaremos una mayor periodicidad en las reuniones y encuentros de los mismos con la Junta de Gobierno».

«Desde el punto de vista patrimonial -indica el candidato-, se ejecutarán los trabajos comprometidos de restauración del retablo del Cristo de la Sangre, se atenderá la conservación, reparación y enriquecimiento de los enseres de culto, ajuar de nuestras imágenes e insignias de nuestra cofradía. En estas tareas seguirán siendo determinantes nuestras camareras y costureras, ya que su labor en el enriquecimiento del ajuar de la Hermandad ha adquirido una especial relevancia en estos últimos años».

En este área recuerda que «nos toca iniciar nuestra andadura al frente de la Hermandad en un tiempo plagado de incertidumbres, por lo que sería aventurado embarcarnos de antemano en un proyecto económicamente importante más allá de nuestros proyectos de Caridad, pero a medida que las circustancias vayan cambiando y los presupuestos lo permitan seguiremos enriqueciendo el patrimonio de nuestra Hermandad».

«Respecto a la Estación de Penitencia a la Santa Iglesia Catedral -destaca-, velaremos por un objetivo prioritario: la Hermandad del Baratillo debe tener el sitio que se merece y le corresponde en la nómina de cofradías del Miércoles Santo, ajustando los tiempos de paso a la dimensión que nuestra Hermandad ha adquirido en los últimos años como acreditan los conteos realizados por el Consejo de Hermandades y Cofradias. Con las premisas anteriores, nos pondremos a disposición del Consejo y de nuestro delegado de día para trabajar con el resto de corporaciones y favorecer el entendimiento y el consenso en la adopción de las medidas que sean necesarias para mejorar el desarrollo del Miércoles Santo, desde el respeto, comprensión, fraternidad y solidaridad con el resto de Hermandades del día».

Además subraya que «en el servicio a nuestros hermanos, trabajaremos en una mayordomía y secretaría más moderna, intentando facilitar la accesibilidad telemática en las gestiones ordinarias de nuestra Corporación. Se dará mayor impulso al uso de nuestra Web y redes sociales como medio de transmisión y comunicación, al objeto de hacer llegar la información de forma más ágil a nuestros Hermanos. Con este fin, se implantará el sistema de comunicación a través de Whatsapp para aquellos Hermanos que presten su consentimiento».

Conviene recordar que por acuerdo de la Junta de Gobierno de la Hermandad del Baratillo, reunida en Cabildo de Oficiales el pasado día 1 de junio de 2020, en cumplimiento de la autorización de la Delegación Episcopal para Asuntos Jurídicos de Hermandades y Cofradías de fecha 8 de mayo de 2020 por la que dispensaba de la celebración del Cabildo de Elecciones en la primera quincena de presente mes de junio conforme se establecen las Reglas de la hermandad, a la vez que emplazaba a la Junta de Gobierno a fijar una nueva fecha para el mismo en cuanto fuera posible y a propuesta del Hermano Mayor, se ha convocado a todos los hermanos mayores de edad y con más de un año de antigüedad en la Hermandad (Regla 45, párrafo primero), a Cabildo General Ordinario Abierto de Elecciones que D.m. tendrá lugar el próximo día 20 de julio entre las 17:30 y las 22:00 horas. Ese día, Luis Fernando Rodríguez Carrillo se convertirá en el nuevo hermano mayor de la Cofradía del Arenal, si recibe el respaldo mayoritario de la Asamblea de hermanos de la corporación hispalense.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup