Córdoba

María Santísima del Rocío y Lágrimas ataviada para el inminente traslado a San Roque

María Santísima del Rocío y Lágrimas viste para su inminente traslado a San Roque, desde donde la cofradía del Perdón realizará estación de penitencia el próximo Miércoles Santo, la saya bordada en oro fino por el taller de Antonio de Padua Villar Moreno, estrenada en la Semana Santa del 2000 y donada por dicho taller. Completa el conjunto, manto de terciopelo de algodón negro.

Luce, asimismo, unos paños del sigo XIX de organza pintados a mano por las hermanas de Sor Angela de la Cruz y porta sobre sus sienes la presea de metal dorado labrada por el orfebre hijo de Luis Jiménez en 1997 y estrenada en su primera salida procesional en el año 2000.


Nuestra Señora del Rocío y Lágrimas se presenta con una toca de encaje antiguo del siglo XIX en color bronce. De igual forma, entre sus manos porta la mantilla desmentida como símbolo del sudario. Completa la vestimenta los aditamentos propios de una dolorosa (puñal, rosario y diversos broches de su у joyero personal).

Porta en su mano izquierda relicario realizado en plata de Ley con las reliquias de San Francisco de Sales, patrón de los periodistas y escritores católicos.