A paso mudá, Córdoba, 💙 Opinión

¿Qué queréis, cofrades?

Esta pregunta, en tiempo normal, podría ser obvia: procesiones. Pero no es así, porque por ahora no se puede.

Esta inquietud me la despertó el otro día al acudir a un acto en mi ciudad, donde una hermandad como la de la patrona realizó un magnífico acto. Este contaba con aforo limitado por orden de llegada, control por seguridades en los accesos, y casi que lo más importante, distancia social en los asientos dispuestos. En cuanto a la organización y al acto en sí, tengo poco que decir porque fue idóneo para el 350 aniversario fundacional.

Mi decepción, mi pena ante tal evento, fue la poca afluencia de público. Un acto que, incluso limitado por aforo, no llegó a completar las sillas dispuestas. Mi impresión no fue agradable respecto al apoyo de la ciudad, en la cual los cofrades parece que aparecen solo un mes al año. Poca presencia de los que se autoproclaman «pesos pesados» y personas importantes en nuestras hermandades y cofradías, lo que me hace llegar a una reflexión: solo aquellas ciudades capitales, o con grandes devociones multiconocidas parecen poder organizar actos extraordinarios que no sean procesiones; todos los demás, o se limitan a procesiones extraordinarias únicamente, o a actos especiales en los días concretos de las festividades.

Y esto no es nuevo, ya que la situación actual, aun siendo un posible impedimento, «para los de siempre» no deja de ser una excusa, ya que ahora más que nunca, los actos son organizados de forma segura.

Para todo lo demás, (¿)cofrades(?), sentiros orgullosos de los que mantienen las hermandades vivas, ya que vosotros ya llegáis con las medallas en los días grandes.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup