Córdoba

Rafael de Rueda diseña una remodelación para el paso de la Expiración a título personal

La Hermandad de la Expiración de Córdoba capital afrontaba allá por el año 2018 el proyecto de un nuevo paso para su titular cristífero. Un proyecto que era encomendado a Manuel Valera, el cual lo realizaría en un plazo de seis a siete años.

Se rechazaba, de este modo, la opción de acometer mejoras en el actual paso de la cofradía, dando paso así al de nueva ejecución de Valera, quien apostaba por un diseño en la línea estilística de la corporación, con marcado tinte sobrio y clásico.

Rafael de Rueda, conocido artista cordobés, expresaba hace unas horas su opinión vía redes sociales, enseñando un diseño de remodelación del paso de Cristo de su autoría acompañado de una reflexión, todo ello a título personal.

Entre las afirmaciones de Rafael de Rueda, destaca que «ante todo quiero aclarar que esta es una idea personal y una opinión que no pretende criticar a nadie ni nada en concreto, es solo una reflexión sobre hacia donde deberíamos ir en cuanto al diseño de la línea artística de una cofradía y el caso de la hermandad de la Expiración es un ejemplo tan válido como cualquier otro. Repito que siempre hablo a título personal y no pretendo abrir ningún debate».

Añadiendo que «de un tiempo a esta parte me pregunto por qué existe esa obsesión por cambiar la estética de una cofradía que ya está más que configurada artísticamente. Entiendo que buscar tu personalidad y tu impronta personal en lo artístico es más de pro hermandades o de hermandades muy jóvenes en las que todo está por hacer. Pero no comprendo por qué una cofradía con décadas de historia cuya imagen está totalmente definida se empeña en deshacer todo lo creado para buscar un camino estilístico diferente que normalmente tiene difícil justificación. Pienso que esto responde más a gustos personales, búsquedas de protagonismo y egos desmedidos de diseñadores (me pongo el primero de la lista para los susceptibles), asesores artísticos y juntas de gobierno, que a necesidades reales de la cofradía«.

De igual forma, aseveraba que «también se produce el caso de cambiar la estética de la cofradía para dotar a la misma de un falso historicismo; para que parezca que tiene trescientos años en vez de cincuenta, como si eso fuera un valor añadido. Como decía anteriormente, el caso de la hermandad de la Expiración es ejemplo de todo esto. Para mí es una cofradía totalmente configurada en lo artístico con un paso de Cristo de características muy definidas y un poderoso paso de palio de estética totalmente personal y reconocible».

Con respecto a la cuestión del paso de Cristo, expresa que «no necesita ser cambiado. Necesita ser “rehecho” de nuevo sobre la base del actual, corrigiendo sus medidas buscando una visión más elevada y triangular, reelaborando su decoración barroca y aportando nuevos elementos que lo realce para conseguir una mejora y puesta en valor sin perder un ápice de su estética de siempre. Por decirlo de otra manera, es buscar un nuevo paso dentro del actual paso».

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup