Advertisements
Granada

Redención y Salud aprueba la realización de la primera fase del bordado del nuevo palio diseñado por Álvaro Abril

Los hermanos de la Hermandad Salesiana del Santísimo Cristo de la Redención y Nuestra Señora de la Salud de Granada, reunidos en cabildo extraordinario han aprobado la realización de la primera fase del bordado del nuevo proyecto de paso de palio de Nuestra Señora de la Salud cuyo diseño -aprobado por la asamblea de hermanos en julio de 2015- es de Álvaro Abril y será ejecutado en el taller del granadino Jesús Arco, estando previsto el estreno de la bambalina frontal para la Semana Santa de 2021.

Todo el conjunto se basa en un proyecto decorativo del Cinquecento y su evolución basada en las experiencias formales de Diego de Siloe y la influencia del gran arquitecto, proyectista y escultor español. Se pretende con el mismo que el palio de la Reina de la Salud sea identificable e identitario ya que el renacimiento es un estilo poco abundante en las artes decorativas cofrades. Además, los recursos utilizados por Siloe en la Catedral de Granada, considerada la obra renacentista sacra más importante de la Península Ibérica, nunca antes han servido de fuente de inspiración a ninguna pieza cofrade granadina. Con este diseño, se demuestra que el Renacimiento también es un estilo capaz de otorgar movimiento, dinamismo y sensación decorativa a un paso de palio. Finalmente, se le otorga personalidad y distinción al Paso de Palio de la Virgen de la Salud, convirtiéndolo en un elemento didáctico muy reconocible y personal, de una autenticidad rotunda.

Este paso se ha concebido en torno a dos grandes partes; de un lado el respiradero, que se convierte en un conjunto unitario al tratarse de un respiradero-faldón que abunda en una idea clara: La Orden Salesiana y la Teoría Educativa de la Sana Alegría de Don Bosco como tema fundamental. Por otro lado, el palio en sí, es un proyecto concebido como la exaltación de la figura de la Virgen de la Salud, en tanto se juega con el elemento iconográfico de la letanía lauretana que la llama Fuente de Salud de los enfermos, pero entendiendo todo el conjunto como una predicación de la idea de que la Virgen es el Auxilio de los Cristianos, una de las primeras afirmaciones que los Padres y Doctores de la Iglesia le procuraron a la Virgen Nuestra Señora y que desarrollaron desde el siglo IV.

En el frontal encontramos las figuras de los Apóstoles Pedro y Pablo. Como piedras de la Iglesia, se ubican en este espacio dando a entender la labor de continuidad de don Bosco de la obra de Cristo en la Iglesia. Una cartela recoge el sueño profético del Santo Fundador, el conocido como Sueño de las columnas y sobre esta, las virtudes teologales, presididas por la Esperanza, ya que un 18 de diciembre se fundó la Orden Salesiana. Todo este conjunto está inspirado en la Puerta del Perdón de nuestra Catedral, siendo la primera vez que se codifica la estética renacentista con tanta alusión en un paso. Abajo del faldón, el escudo de la Hermandad recuerda que esta permanece con el carisma salesiano y bajo esta espiritualidad ha construido su labor evangélica en el Zaidín y Granada.

En el costero derecho se desarrolla todo un corpus de Santos creadores de escuelas, institutos y congregaciones religiosos trascendentales para la Iglesia Católica y de fuerte presencia en Granada. A través de cinco esculturas sedentes representamos a San Ignacio de Loyola, San José de Calasanz, San Juan Bautista de la Salle, San Marcelino Champagnat, El Reverendo Padre don Andrés Manjón. Este último, sin necesidad de haber subido a los altares, lo entendemos trascendental en este proyecto, habida cuenta que creó el concepto contemporáneo y moderno de Educación religiosa que a día de hoy sigue en vigor en España. Así, hemos conseguido que jesuitas, escolapios, lasalianos, maristas y las Escuelas del Ave María, suban por primera vez a un paso de palio conformando la idea de que este paso es el trono de la sabiduría de la Virgen. El faldón acoge el escudo de la Casa Real, que le da título y nombramiento honorífico a la Hermandad.

En el costero Izquierdo aparecen las 5 figuras sedentes de las cinco grandes devociones o santos que tuvieron que ver en la fundación y fechas importantes de la Orden Salesiana. Así, desde la delantera a la trasera, tal y como marcaron el devenir de la espiritualidad de don Bosco, aparecen San Francisco de Sales (el santo protector del país del fundador salesiano), San Juan Bautista (Patrón del Piamonte), Beato Pío IX (el Papa que aprueba las constituciones salesianas y que promulgará el Dogma Inmaculista), El Ángel de la Guarda (en cuya festividad ofició su primera misa don Bosco) y San Luís (que dio nombre a la primera casa de los Salesianos en el Mundo). El faldón se borda con el escudo de la Orden Salesiana, en cuya casa y bajo su espiritualidad ha crecido y desarrollado su tarea esta Hermandad

Las esquinas son cuatro grifos, recordando los elementos renacentistas. Cada uno acoge las teorías educativas de don Bosco, pergeñadas para conseguir lo que el santo llamaba la santidad del alumno y que en definitiva aquí, es también la santidad de los cofrades hermanos de Salesianos, que son: La Razón. Izquierda adelante. La Religión. Derecha adelante. El Amor. Izquierda atrás. La Santidad. Derecha atrás.

Tanto los colores, elementos como fórmulas de diseño están concebidas para que el paso de palio recuerde al espectador la idea de una inmensa fuente de la que rebosa el agua que emanada de María, se desborda por el pueblo del Zaidín y de Granada como auxilio permanente del fiel / espectador. A pesar de que sus líneas estilísticas son del Renacimiento, aquí todo rezuma movilidad. Lo más importante es que se han incluido las letanías marianas para que estas se encarguen de mostrar como a lo largo de los siglos, se ha apelado a la Virgen en todo caso de necesidad de auxilio. Quedan representadas 12 Órdenes religiosas con sus advocaciones marianas titulares y protectoras, todo ello en relación con la Virgen de la Salud y la Devoción Salesiana.

Cada letanía tiene su símbolo, su arma heráldica del Instituto Religioso concreto y la figuración de la Imagen Mariana concreta, además del Santo Fundador de la Misma. A cada una de estas doce le corresponde un fanal/buqué de flor, 12 distintas, que además tienen la característica de estar dotadas de movilidad. Así, el paso de palio desarrolla el mismo movimiento que le imprima su cuadrilla de costaleros convirtiéndolo en una pieza etérea, que juega con la sensación de desbordar las gracias de la Salud de la Virgen desde su propio palio a las calles de Granada, en la jornada de su Solemne Procesión del Jueves Santo.

El techo de palio es una gran fuente que mediante las Verdades Fundamentales marianas y los Dogmas Infalibles marianos acuden a las bambalinas. La bambalina frontal muestra la cúpula de la Cabecera Mayor de la Girola de la Catedral de Granada acoge la figura de María Auxiliadora, mientras que la trasera hace lo propio con la cúpula de la Basílica de María Auxiliadora de Turín, Casa Madre Salesiana, tributa alojamiento a la Imagen de don Bosco. En el costero derecho figura la Cúpula de la Basílica Mayor de San Pedro (Vaticano), con la Imagen de San Pío V, el Papa que le dio el nombre de Auxilio del Cristiano a la Virgen y en el izquierdo, la cúpula de la Basílica de Santa Sofía de Constantinopla presta alojamiento a la figura de San Juan Crisóstomo, el primer santo que habló de María como Auxilio del Cristiano.

En todo este juego encontrado y contrapuesto de cúpulas, se produce una interrelación admirable. De un lado, entroncamos Granada con Turín o lo que es lo mismo, la universalidad de la Orden Salesiana. Y en el otro, las dos grandes Iglesias Cristianas con una misma devoción a la Virgen y un mismo propósito, antes del Cisma, el de reconocer los méritos de la Madre de Dios, haciendo que confluyan en una las Iglesias de Oriente y Occidente. Y todas estas líneas cruzadas convergen en el centro del palio, donde se acoge a la figura de la Virgen de la Salud, interpretada aquí como el centro de la fe y la Primera Criatura de la Creación.

Finalmente en el Paso de Palio aparecen todas las Órdenes Religiosas granadinas tradicionales, en tanto desde el momento de la Reconquista de los Reyes Católicos, tanto la Corona de España como la Iglesia quisieron hacer de Granada la nueva Ciudad de Dios, la Christianopolis, un concepto muy Renacentista que subraya más el diseño del paso de palio y su proyecto estético.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies