El Capirote, Sevilla, 💙 Opinión

Anuarios

Desde que en 2005 la hermandad del Gran Poder comenzara a editar su anuario las corporaciones han ido poco a poco interesándose por enriquecer sus boletines. De hecho, el de la hermandad de la madrugada fue pionera en este tipo de publicación en el mundo cofradiero de Andalucía, no pasando desapercibido para ellas.

Entonces el resto de las corporaciones comenzaron a ver sus boletines como algo más que un órgano informativo, donde el arte y la historia se narra a través de especialistas, dejando atrás los artículos de escasa profundidad que no podían extenderse debido a la limitación de páginas. Buenamente, como en cualquier origen, informaban de los actos y cultos y miscelánea cofradiera referente a la hermandad y celebraciones importantes de la ciudad, como la participación en el Corpus, de la mejor manera que supieron hacerlo. Y aquellas hojas informativas acabaron desembocando en las auténticas joyas que podemos contemplar hoy en día.

La pandemia ha afectado también a la distribución de los anuarios, donde algunos han pasado de entregarse en mano a colgarse en la web propiciando que lo contenidos puedan ser disfrutados por más usuarios que solo los hermanos, descubriendo de una calidad que antes permanecía ausente.

Bien es cierto que la consulta de las publicaciones todavía parece ser un escollo en la era digital. Porque pocas son las hermandades que a través de su página web ofrecen la posibilidad de visualizar desde el número 1 hasta la actualidad. Extraño es que uno pueda encontrar aquella que haya vertido todos sus boletines, entre otras cuestiones por el almacenamiento en la web o la dedicación que requiere. Entre estas, la de los Dolores de Torreblanca, que llega hasta el mismo boletín número 0.

Pero regresando a los anuarios, ¿alguien duda de que nos encontramos inmersos en una revolución que está arrojando grandes publicaciones llamadas a convertirse en tesoros a conservar? Un camino que, iniciado, debería recorrerse para seguir sumando en calidad. Artículos, reportajes… ¿Y qué me dicen de las imágenes? El de los Gitanos del 2020 contiene unas fotografías que asombran a cualquiera. La belleza ya de por sí de sus titulares se potencia con excelentes instantáneas que bien merecen ser expuestas en cualquier museo. Y por citar algunos ejemplos más, la elegancia del de El Calvario o los cuidados reportajes del de la Exaltación.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup