A pulso aliviao, Sevilla, ⭐ Portada, 💙 Opinión

Chaqueterismo carmesí

Domingo 13 de junio. 10 de la mañana. Salones del convento de Santa Rosalía. Hermandad de las Siete Palabras. La cofradía se enfrenta a uno de los cabildos más importantes y polémicos de su historia, con diferencia.

Pocas veces ha existido en una corporación sevillana la división que experimenta ahora mismo esta institución religiosa entre los defensores de la Virgen de la Cabeza y los promotores del cambio de dolorosa por la Virgen del Amor de Juan Manuel Miñarro.

Este humilde redactor que escribe las líneas que leen en esta noche de temperatura suave, ha perseguido la imparcialidad que caracteriza siempre a Gente de Paz en cada proceso electoral o en cada votación de cariz cofrade buscando en este casa la voz y el sentir de ambas fracciones: Los defensores del mantenimiento de la Virgen de la Cabeza como dolorosa de las Siete Palabras; y los proclives a la sustitución de la Imagen por la talla del profesor Miñarro.

El resultado de la investigación y las labores de contacta han derivada en que solo proporcionará su parecer grupo que apoya que la Virgen de la Cabeza permanezca en la hermandad.

Los representantes de esta vertiente se han mostrado accesibles y serviciales en todo momento, contestando con sinceridad y respeto a todas las preguntas formuladas.

El otro sector, en cambio, no ha permitido ni siquiera enviarles un mensaje a través de sus perfiles en redes sociales, aunque los informadores también tenemos nuestros atajos para lograr llegar a la fuente. Pero a pesar de los esfuerzos, los defensores del cambio o, denominados «Futuro Carmesí», no se han molestado ni siquiera en responder.

Este mutismo ante un medio que sencillamente busca ser su altavoz, pasa factura porque Sevilla y los hermanos de la cofradía de San Vicente quieren conocer todas las posturas y reivindicaciones para luego decidir lo mejor para una cofradía clásica y con profundo sabor a barrio.

Este silencio absurdo contrasta con los titulares que lanzan en su diario de cabecera, ABC, y en su programa de radio preferido, El Llamador. ¡Qué curioso!

Este grupo de personas, que tienen de entrada todo el respeto igual que los hermanos contrarios al cambio, se abrazan efusivamente a los medios parciales que apoyan casi desesperadamente su postura por simple gusto personal; obviando factores importantísimos como la historia de la imagen que se pretende retirar de la corporación y la devoción que se profesan sus fieles en el día a día.

Por esa razón, porque no ha querido hablar nadie más, ustedes solo leerán la opinión del grupo cercano a «Reina de San Vicente», que defiende la continuación de la Virgen de la Cabeza en su cofradía y con los feligreses que la visitan diariamente en la capilla Sacramental de la parroquia.

Es un detalle que no quería que ustedes, queridos lectores, desconocieran en un momento tan crucial para esta cofradía penitencial, cuyo cabildo de la próxima semana, gane una opción u otra, dejará una hermandad desintegrada y con mucho resentimiento.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup