Advertisements
Córdoba, Costal

El Descendimiento renueva a sus dos capataces

La Junta de Gobierno de la Hermandad del Descendimiento ha reafirmado su confianza en los dos capataces de la cofradía con vistas a la próxima Semana Santa una apuesta por la continuidad en virtud de la satisfacción de todas las partes y el excelente trabajo realizado el pasado año que se traduce en que David Arce y Andrés Luna continuarán, respectivamente, al frente de la cuadrilla del paso de misterio del Cristo del Descendimiento y de Nuestra Señora del Buen Fín.

David Arce es un capataz consagrado cuyo nombre se encuentra entre los más respetados y valorados en el mundo de la trabajadera de la ciudad de San Rafael. Está considerado una auténtica referencia entre capataces y costaleros, uno de los grandes capataces de Córdoba. Miembro del equipo de capataces de los Villanueva, es capataz de pasos como la Sentencia y en los últimos años del palio de la Virgen de la Concepción además de múltiples presencias a lo largo del calendario de glorias, como la procesión de San Lorenzo o la Divina Pastora de Capuchinos, dejando en cada uno de los rincones donde ejerce, el poso del trabajo bien hecho, la elegancia y la mesura. Una apuesta de plenas garantías que se convierte en elemento añadido para que la expectación, con vistas al próximo Viernes Santo de la cofradía cordobesa, aumente exponencialmente.

Por su parte, Andrés Luna, perteneciente a la última cuadrilla de costaleros de la Encarnación, tiene amplia experiencia en el mundo del costal. No en vano, ha formado o forma parte de las cuadrillas del Cristo del Amor y de Jesús del Silencio, de la Hermandad del Cerro, del Señor de los Reyes y la Virgen del Dulce Nombre, de la Archicofradía de la Vera Cruz, del Cristo de la Buena Muerte y de la Reina de los Mártires, de la corporación de San Hipólito, de la Hermandad de las Lágrimas del Figueroa, tanto del paso de la Virgen, como del Cristo, de la Divina Pastora de Capuchinos, del Carmen de Puerta Nueva, de Nuestra Señora de los Dolores y del Rayo, de la Virgen de la Fuensanta y desde su fundación, de la cuadrilla del Buen Fin.

Ha trabajado con capataces como Lorenzo de Juan, Javier Romero, Juan Berrocal, José María Ordóñez, Rafael Casado, Javier Ochoa, Silverio Sotomayor, Javier Pérez, Antonio Requena, José Ibáñez, Rafael Cerezo, Ángel Varo y Carlos Herencia. En el Vía Crucis Magno tuvo el honor de ser costalero del paso de misterio del Cristo del Descendimiento y en la Regina Mater de la Virgen de la Fuensanta. Desde el año 2002 forma parte de la cuadrilla de capataces del Buen Fin habiendo ejercido como capataz los últimos doce años y en los últimos años ha integrado el equipo de capataces de la Hermandad del Rayo y del Rosario de Puente Genil. Además ha sido capataz de la Fuensanta

La continuidad de ambos augura un éxito sin paliativos, que se fundamenta en su acreditada experiencia y en la honradez y la generosidad que siempre ha puesto en todas y cada una de la empresas en las que se ha embarcado como responsables del llamador. Una apuesta sobre seguro que el tiempo sabrá recompensar a ambas partes.

Advertisements
Anuncios

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies