Advertisements
De Cerca

Dolores Villanueva: «Estamos ilusionados con que llegue la procesión»

Septiembre se vive con especial intensidad a orillas de la Corredera, donde habita Nuestra Señora del Socorro Coronada, Alcaldesa perpetua de Córdoba y una de sus devociones esenciales. Pese a que la corporación ha vivido serias vicisitudes en los últimos años, el nombramiento de una junta gestora por parte del Obispado de Córdoba ha logrado reconducir la situación y que, actualmente, la corporación viva con tranquilidad y mire con esperanza el futuro.

Con la mirada puesta en la inminente salida procesional de la Virgen, hemos conversado con la presidenta de la gestora, Dolores Villanueva, para testar sus emociones en estos días tan especiales para los miles de devotos de la Reina del Mercado Sánchez Peña, exponer la realidad de la corporación y su futuro inmediato.


«Me siento socorrera de devoción a la Virgen»

– Para quien no la conozca, ¿quién es Lola Villanueva? ¿Es cofrade de cuna?

Pues Lola Villanueva es una mujer normal y corriente que hace un tiempo -ya bastante- se incorporó a la hermandad y que hace dos años se me ofreció ser la presidenta de la gestora del Socorro. Soy hermana del Socorro de toda la vida. Nuestra familia nació en la Corredera, así que somos «socorreros» de generación en generación. Me siento socorrera de devoción a la Virgen. No, se puede decir que sea cofrade de cuna sino por matrimonio. Me hice hace 23 años del Descendimiento, porque mi marido es del Campo de la Verdad y es su hermandad y su Cristo es el Descendimiento.

«Estamos intentando recuperar a los hermanos como miembros activos, cosa que estamos logrando»

–  ¿Cómo le ofrecieron ser presidenta de la gestora? ¿Cómo definiría este tiempo? ¿Está siendo difícil?

Fue Pedro Soldado, el Delegado de Hermandades, quien sabiendo mi interés y preocupación por la situación del Socorro, pensó en nosotros cuando se vio en la necesidad de abordar la situación que culminó con la constitución de la gestora. La verdad es que está siendo muy bonito. Yo siempre visitaba a la Virgen pero no participaba en la hermandad. Ahora estoy aún más cerca de Ella. Pero no, en realidad, no está siendo difícil. Con la experiencia cogida de mi otra hermandad, lo que es el día a día no es difícil. Lo peor es tratar con los problemas que tenían los hermanos que habían abandonado el seno de la Hermandad, intentando recuperarlos como miembros activos, cosa que estamos logrando.

«No tenemos plazo en la gestora. A día de hoy no podemos hablar de elecciones»

– ¿Qué horizonte temporal le queda a la gestora por delante?

No tenemos plazo en la gestora. Nuestra idea era entrar y formar a los hermanos más comprometidos para crear una junta de gobierno y que resurgiera la Hermandad. A día de hoy no podemos hablar de elecciones. Al llegar aquí solo supimos de la existencia de dos camareras, pero desconocíamos el estado del Grupo Joven. Pero cuando se publicó que entraba la gestora se ofrecieron jóvenes a entrar, siendo muy numeroso. Álvaro Vizcaíno nos llamó para crear un coro – creado hace un año – , cosa que también ha revitalizado la Hermandad a través del canto a la Virgen en sus cultos.

«El problema es la gran deuda bancaria heredada por la restauración de la ermita»

–  ¿Cuál es la realidad económica de la Hermandad? ¿Pueden estar tranquilos los hermanos y devotos de la Virgen?

Está basada en los hermanos, actualmente alrededor de 350, dependiendo en la lotería de Navidad, Cruz de Mayo, la Zambombá del coro… El problema es la gran deuda bancaria heredada por la restauración de la ermita. Pero pueden estar tranquilos ahora mismo gracias al acuerdo que tenemos con el Obispado.

«El tesorero está tratando este asunto con José Luis Vidal, Ecónomo Diocesano, pero los hermanos pueden estar tranquilos»

– Se llegó a hablar de disolver la Hermandad…

Si, pero ahora está tranquila, el tesorero está tratando este asunto con José Luis Vidal, Ecónomo Diocesano, pero los hermanos pueden estar tranquilos.

«Estamos trabajando para reunir a un grupo de gente que pueda hacer que se deje atrás la gestora»

– ¿Cómo está siendo septiembre?

De Gloria. El pregón salió perfecto, los hermanos se están volcando, que es muy positivo, el otro día en la felicitación la ermita estuvo a rebosar. Estamos ilusionados con que llegue la procesión.

– ¿Cuál es el estado de ánimo suyo y de los que le rodean?

Con mucha ilusión. Estamos trabajando para reunir a un grupo de gente que pueda hacer que se deje atrás la gestora. El problema es que da miedo. Cuando se piensa que hay una deuda importante nadie se atreve a entrar a gobernar la corporación.

– ¿Qué puede esperar Córdoba de los próximos años de la Hermandad del Socorro?

El resurgir de la Hermandad y sobre todo que la gente se siga volcando el día de la procesión. Estando abierta la puerta y la gente no deja de entrar. Un hermano me confesó hace unos días que lo que le deja tranquilo es que somos socorreros de verdad.

«Lo que quisiéramos es que aceptaran que es la campana de Ella y querríamos que siguiera sonando»

– ¿Qué pasó con las campanas?

El problema es que la campana molesta. Yo comprendo que moleste cuando vives al lado del campanario, pero cuando compras una casa tienes que asumir donde te vas. Cuando tienes un bebé, molesta, y si tiene un volumen más alto de la cuenta, también. Eso me llegó el año pasado después de Semana Santa, cuando la señora en cuestión me lo dijo, yo hablé con el campanero a ver qué solución podría tener ya que al no ser de megafonía – que se puede bajar el volumen – las campanas tiene un sonido y no se puede cambiar.

Entonces hablamos de cambiar el badajo, que es un gasto, y además no aseguraba que el sonido bajara. Entonces me llamó la policía, tuvimos que desconectar la campana, y lo que hemos hecho ha sido intentar hacer una solución casera y llamar a la policía para que volvieran a medir, y en ese proceso estamos. Lo que quisiéramos es que aceptaran que es la campana de Ella y querríamos que siguiera sonando.

«Cuando nos digan que puede volver a sonar la campana (…) volverá a sonar como sonaba antes, a todas las horas a las que estábamos acostumbrados»

– ¿Cuando vuelvan a medir el volumen, si no supera los decibelios permitidos, la campana volverá a sonar?

Cuando nos digan que puede volver a sonar la campana, estará aquí mi hermana para hacerla sonar. Ten en cuenta que igual que ha habido quejas porque suena la campana, me han llegado otras preguntando por qué no suena. Y volverá a sonar como sonaba antes, a todas las horas a las que estábamos acostumbrados.

– ¿Qué novedades presenta la procesión de este año?

No hay demasiados cambios en la procesión en sí. Vuelve la Banda de Amueci, seguimos contando con el mismo capataz… lo más novedoso es que se ha presentado la solicitud de la vuelta de los fuegos artificiales, con la intención de recuperar una tradición perdida hace unos años. Pero no hemos logrado que nos aprueben la petición, por motivos de seguridad.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies