Cruce de gallardetes, Opinión

La belleza más allá de nuestras fronteras

Querido lector de cruce de gallardetes:

Nuestra tierra andaluza, es una explosión de fervor y devoción constantemente, viviéndose decenas de manifestaciones religiosas en cualquiera de nuestras diócesis cada semana, bien en ciudades grandes o en localidades más pequeñitas, todas ellas, con un sello de identidad propio.

Sin ir más lejos, el pasado día 8 de septiembre, día de la Natividad de Nuestra Señora, vimos cómo se cumplían diferentes rituales en torno a las patronas desde los primeros minutos del día de la Virgen ¡Qué bonito es que sepamos conservar nuestras señas de identidad! No debemos de mostrar complejo alguno y menos aún dejarnos arrastrar por otros lugares. Cada uno, vivimos y sentimos de una manera y por ello, debemos de mantener con una enorme ilusión nuestra manera de amar a la Virgen o a nuestros titulares.

Muchas veces, nos tapamos los ojos con la venda de que lo nuestro es lo mejor, lo más puro, lo más auténtico ¡lo más de lo más! Pero debemos de ser humildes, pues al igual que nosotros disponemos nuestros cultos y manifestaciones públicas con gran trabajo y perfección, en otros tantos lugares, lo hacen igual. Debemos de comprender que más allá de nuestras fronteras, más allá de nuestra zonza de confort, hay infinidad de manifestaciones que son una autentica belleza, un auténtico deleite y eso, es digno de admirar, por lo tanto, salgamos y contemplemos la belleza que nos ofrecen los hermanos cofrades de otros lugares.