Internacional, Sevilla, ⭐ Portada

La devoción de la Macarena llega hasta Panamá

Una nueva cofradía vinculada a la advocación de la reina de San Gil da sus primeros pasos al otro lado del Atlántico

Hemos tenido el placer y el honor de contactar con la Hermandad de la Esperanza Macarena de Panamá para contarnos su historia y todo lo que les ha motivado para ser loque hoy en día son, demostrándose que el amor hacia la Esperanza trasciende cualquier frontera.

La Hermandad de la Esperanza Macarena de Panamá nace gracias al amor profesado a la Santísima Madre de Dios en su advocación de la Esperanza Macarena, por cuatro cofrades panameños. Se tiene el conocimiento de que América ya albergaba la presencia de la Macarena tanto en Colombia, como en la ciudad de Nueva York.

Así, para ellos ha sido un gran anhelo tener en el propio país a la Hermandad, sabiendo además el incremento del turismo religioso que tiene el Casco Antiguo, poder contar con una devoción tan popular como la de la Esperanza Macarena y lo que sería de provecho para tan antigua zona de San Felipe, Panamá.

El 1 de febrero de 2016, es cuando se da por hecho el momento de llegar a fundar una Hermandad cuya titular sea María Santísima de la Esperanza Macarena, siendo así su mayor devoción la Esperanza, la que les lleve a tratar de conquistar ese sueño, como lo tuvieron en su momento los fundadores de la Hermandad de la Paz de Sevilla, con los cuales se sienten profundamente identificados.

Al fundar esta Hermandad, arraigada en el Templo San Francisco de Asís del Casco Antiguo de la Ciudad de Panamá, su principal objetivo, además de poder propagar la devoción a la Esperanza Macarena en lugar tan lejano como es Panamá, es ser unaHermandad enfocada en la Caridad.

Una de las grandes virtudes teologales de su Fe, según asegura el Hermano Mayor, y queen Panamá prácticamente se ha perdido, es “el incentivar a todos los que conformen este movimiento de volver a la Caridad con el prójimo y con los necesitados, y ver en el Crucificado la necesidad de volvernos a Dios”, afirma el mismo.

Añadido a esto, otro de sus propósitos es el poder reunir a los devotos de la Macarena que se encuentran dispersos en el país panameño, que de un modo u otro profesan su devoción sin tener un lugar propio para rezar y acercarse a Dios y a la Virgen.

La Hermandad cuenta con un gran y maravilloso cuadro con una reproducción de una fotografía del Archivo Fotográfico de Gard, de un besamanos de la Macarena de finales del siglo XX, que fue proporcionado por gestión del joven sevillano Miguel Fernández Carrasco y por medio del Hermano Fundador Abraham Rodríguez.

Este cuadro fue una donación hecha por Enrique Ordoñez Gómez, un generoso benefactor de la primera imagen en gran escala para la devoción pública y de amor filial de la Nómina de Hermanos de la Macarena en Panamá, así como la perenne devoción de la feligresía del Templo ParroquialSan Francisco de Asís. La obra ha sido posible gracias a la labor realizada en los Talleres de Enmarcados y Óleos Azuero por Sandro Siza Pinto, con una medida de 1,95 de alto por 1,45 de ancho, cuyo lienzo realizado por la empresa A&S Graphics tiene unas medidas de 1,70 metros de alto por 1,20 metros de ancho.

Respecto a los cultos principales, diariamente la Hermandad de la Macarena celebra en el Templo Parroquial San Francisco de Asís, su sede canónica, los correspondientes cultos.

En primer lugar, la misa de Hermandad tiene lugar el tercer domingo de cada mes a las 10:00am.

Por otro lado, sus festividades principales son: Misa Solemne del Septenario Doloroso dedicado a la Virgen de la Esperanza el cuarto domingo de Cuaresma; la Misa de Aniversario Fundacional en La Solemnidad del Corpus Christi; y la Solemne Misa de la Festividad de La Esperanza Macarena, que tiene lugar el domingo más próximo al 18 de diciembre.

Como proyectos de futuro, aspiran a adquirir una imagen réplica de la Esperanza Macarena de tamaño natural, para cumplir con uno de los fines de la Hermandad, que es la Estación de Penitencia en los días santos, y aportar el debido esplendor de la Semana Santa de Panamá capital.

De esta manera, podrán seguir cumpliendo con su misión: “llevar la caridad enfocada en el mensaje de Cristo a través de la devoción a su Madre y el rescate devocional que tuvo la Macarena en Panamá a finales del siglo XIX y mediados del siglo XX”.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup