Advertisements
Córdoba, ⭐ Portada

La Salud de Puerta Nueva firma la hechura de la imagen de Santiago para el misterio del Beso de Judas

Un grupo de hermanos dona la imagen

La Agrupación Parroquial del Santísimo Cristo de la Vera Cruz, Nuestro Padre Jesús de la Salud en su Divina Misericordia en el Beso de Judas, María Santísima de Regla y Nuestra Señora de la Cabeza, conocida popularmente como la Salud de Puerta Nueva, acaba de dar un nuevo paso en la materialización del brillante sendero que viene recorriendo en los últimos años, toda vez que un grupo de hermanos ha tomado la determinación de donar la ejecución de la imagen del apóstol Santiago, que acompañará al Señor en su paso de misterio. Bajo esta premisa, la joven y pujante corporación cordobesa ha suscrito el contrato que sustenta el trabajo con el imaginero, Manuel Luque Bonillo. 

Santiago aparecerá situado de frente al costero izquierdo con la mirada hacia Judas y el cuerpo girado hacia la trasera del paso en actitud temerosa de abandonar la escena para que se cumplieran las escrituras: “Todos vosotros os escandalizaréis de mí esta noche; porque escrito está. Heriré al pastor, y las ovejas del rebaño serán dispersadas” (Mateo 26:31). Con largos cabellos oscuros y barba bífida, en la plena madurez del hombre. Su visión es completa desde el costero izquierdo. Está previsto que vista túnica azul oscuro y manto claro con cruz de la orden de Santiago.

Cabe recordar que el pasado mes de septiembre tuvo lugar la presentación del boceto del misterio que en un futuro acompañará a la talla de Nuestro Padre Jesús de la Salud en su Divina Misericordia por las calles cordobesas. Todo ello, a cargo del prestigioso imaginero Manuel Luque Bonillo, encargado de darle vida al conjunto para mayor gloria de la Córdoba cofrade. En cuanto a la escena, describirá a la perfección el misterio del Beso de Judas. Los cuatro evangelistas describen de forma muy similar el momento del beso de Judas y el arresto de Jesús. Para que el pasaje evangélico quede bien reflejado se divide el conjunto en dos grupos diferenciados en el paso de misterio, como dos atmósferas diferentes pero a la vez argumentalmente dependientes una de otra, en primer término el Beso de Judas constituida por Jesús y el grupo de los apóstoles y en la segunda el arresto formada por Malco y un Fariseo miembro del sanedrín.

El interés del conjunto se concentra en el acto del beso de Judas,  quedando en el primer plano de la composición la figura de Judas Iscariote –presentado el pasado mes de junio– que aparece acercándose por detrás a Jesús para permitirnos la completa visión frontal de la imagen del Señor. Judas pronuncia las palabras “Salve Rabbi”, que recogen los evangelios de Mateo y Marcos, en su mano derecha porta la bolsa con las treinta piezas de plata. El Señor queda quieto en el conjunto con el apóstol, representando toda la mansedumbre signo de la aceptación de la traición, con toda la dignidad, la grandeza y la majestad de su persona, pronunciando la divinas palabras del evangelio de San Lucas: ”Judas, ¿con un beso entregas a este Hombre?”

Detrás de Jesús a su alrededor permanecen sus tres discípulos predilectos, Pedro Santiago y Juan, en un ambiente de tensión e incertidumbre, el apóstol que se encuentra más cercano a Jesús del Apóstol San Juan. En el lado opuesto se encuentra la imagen de Santiago Apóstol, situado de frente al costero izquierdo. Cierra el primer grupo la imagen de San Pedro que encuentra situado hacia la mitad del misterio esperando la llegada de la turba. Situado bajo el olivo girado en el costero hacia la trasera del paso en actitud defensiva hacia Malco que se acerca al otro lado del olivo. En la trasera del paso, detrás el olivo se encuentra la segunda escena que representa el arresto de Jesús, formada por el conjunto de las imágenes de Malco y Gamaliel.

La distribución de las imágenes permitirá que el paso de misterio tenga puntos de atracción en los tres costeros principales del paso, pudiéndose contemplar todas las imágenes plenamente, no quedando ninguna fuera del ángulo de visión de los devotos que contemplan el misterio a pie de calle, formando todo ello un conjunto armónico y homogéneo.

El imaginero: Manuel Luque Bonillo

Nacido en la ciudad de Córdoba en el año 1972, el autor de las imágenes comienza sus estudios en el colegio Cervantes de los Hermanos Maristas, pasando posteriormente a la Universidad laboral Onésimo Redondo. A finales de los años 80 se matricula en la Escuela de Arte Mateo Inurria en la especialidad de talla en madera. De su paso por la escuela de artes, destaca las enseñanzas de su profesor de modelado Manuel Vela, escultor cordobés. Al finalizar los estudios completa su formación como aprendiz en el estudio de los imagineros cordobeses Antonio Bernal Redondo y Francisco Romero Zafra. Su primera obra procesional es la imagen de Jesús de las Penas de la Cofradía de los Ángeles de Puente Genil en Córdoba, bendecida en el año 1995.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup