Sevilla

La Vera-Cruz de Castilblanco de los Arroyos decide sacar a sus titulares en el mismo paso ante la imposibilidad de encontrar banda el Jueves Santo y la incertidumbre ante las restricciones

La época pandémica nos ha dejado, al menos, dos años seguidos sin Semana Santa. Con la cuaresma a las puertas, y ante la aparente mejora de la situación, todo parece indicar que este año podremos disfrutar de las salidas procesionales de modo similar a como acostumbrábamos.

Sin embargo, cierta incertidumbre sigue sobrevolando en el ambiente, algo que puede afectar especialmente a hermandades que se alejan de las grandes capitales o lugares con gran tradición cofrade.

Claro ejemplo de ello es la decisión adoptada por la Hermandad de la Vera-Cruz del sevillano municipio de Castilblanco de los Arroyos, cuya salida procesional tiene lugar cada Jueves Santo.

La corporación ha emitido un comunicado oficial explicando la decisión adoptada de que sus imágenes titulares procesionen en el mismo paso de cara a la próxima procesión de este Jueves Santo y con música de capilla. Una decisión motivada, en palabras de la cofradía, por la «actual situación de pandemia que nos mantiene en una incertidumbre bastante grande al no saber con exactitud las restricciones que se tendrán que llevar a cabo», así como por «la complejidad de encontrar bandas de música cuyos contratos habría que firmar ahora y en los que se están incluyendo cláusulas por pandemia».

Se recuperará, así, una estampa del pasado, ya que la Cofradía de la Vera-Cruz procesionaba a sus venerados titulares sobre el mismo paso hasta el año 2022. Añade la hermandad que se trata de una medida excepcional y provisional, apostando decididamente por el proyecto de finalizar la nueva casa hermandad de la corporación, con el claro deseo de que en la Semana Santa de 2023 ambos titulares procesionen «en sus respectivos pasos por la Casa Hermandad totalmente finalizada».