Miradas bajo el cubrerrostro, 💙 Opinión

De nuevo… Silencio

Érase una vez un nazareno que se atrevió a asomar la cabeza de entre el resto de sus hermanos en la fila. Sólo quiso mirar algo distinto a lo que la hermandad te impone, algo distinto a la espalda del nazareno que le precede.

Fue tan reprendido que decidió no volver a hablar. Le dejaron tan claro que cuando cuestionas algo te castigan que decidió guardar silencio. Le señalaron tanto los demás que… SILENCIO BLANCO.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup