Sevilla, 💜 De Cerca

Miguel Ángel Cerezo: «Había una premisa muy clara y era la de respetar en todo momento el diseño original de Juan Miguel Sánchez y el trabajo de la familia Seco Velasco. Se debía enriquecer pero sin alterar nada»

La reciente presentación de la enriquecida corona de Nuestra Señora de los Ángeles, titular mariana de la Hermandad de los Negritos, ha devuelto a la primera plana de la actualidad cofrade al joyero cordobés, Miguel Ángel Cerezo, que ha sometido a la magnífica pieza a un enriquecimiento integral como hiciese con la presea de la Virgen cigarrera de la Victoria.

Un resultado espectacular que le ha abierto de par en par el mundo de las cofradías a un taller con más de ocho décadas de experiencia en el sector de la joyería, especializado en la importación y el tratamiento de diamantes y que goza de la catalogación de certificador de diamantes por el Instituto Gemilogico Internacional de Amberes (IGI).

No obstante, la biografía de Cerezo se halla íntimamente relacionada con las cofradías desde su más tierna infancia. Cofrade de cuna, es hermano de la cordobesa cofradía de la Expiración, de la que ha sido (y es) miembro de su junta de gobierno en diversas etapas, desde que la mayoría de edad se lo permitió. Un nombre que está dando mucho que hablar actualmente en el universo cofrade y que tiene por delante un futuro repleto de nuevos retos. No pierdan detalle.


«A los cofrades nos gusta recoger los buenos resultados pronto, pero hay que pensar que estas piezas van a quedar para la posteridad»

– ¿En qué ha consistido la restauración de la corona?

La cofradía nos llama el pasado mes de junio con la finalidad de crear un equipo de trabajo compuesto por varios miembros de la junta de gobierno, miembros de la cofradía y dos historiadores de arte Juan Antonio Arenillas y Gabriel Ferreras. Tuvimos una serie de reuniones a lo largo del verano con la idea de definir las actuaciones a realizar en la Corona.

La idea del equipo de trabajo estaba muy definida desde el principio, enriquecer y restaurar los daños que a lo largo del tiempo hubiera sufrido la pieza. Había una premisa muy clara y era la de respetar en todo momento el diseño original de Juan Miguel Sánchez y el trabajo de la familia Seco Velasco, se debía enriquecer pero pero sin alterar nada. Se decidió cambiar el sistema de extracción de uno de los imperiales para facilitar a la priostía la colocación de la corona, buscar la simetría en la pieza y reforzar el eje principal de sujeción.

Otro aspecto importante y más en una pieza de estas características y al que más tiempo dedicamos era la pedrería. La Corona está compuesta por 1.184 piedras con unas tallas poco habituales y muy especiales, talla triángulo, talla cabujón y piedras de gran tamaño. Se observó que no existía uniformidad tanto en color como en tamaño y que todas las piedras estaban pegadas, llegando a la conclusión de sustituir todas las piedras y engastarlas. Para conseguir esa simetría en las piedras se han realizado boceles en plata para cada una de las piedras consiguiendo así igualar las medidas.

El mayor problema era igualar el color de toda la pedrería, principalmente con las turquesas. Había que encontrar un mazo de turquesa lo suficientemente grande para que de él se pudieran tallar todas las piedras. Finalmente se encontró pero tuvo que venir de la India. Todos los rubíes y turquesas han sido tallados a mano. Ya con toda las piedras se procedió al engaste, pulido, dorado y plateado de la misma.

Tengo que resaltar el enorme trabajo de todo el equipo de trabajo, todos han aportado algo para que el resultado fuera positivo.

«Indudablemente, la corona de la Virgen de los Ángeles de los Negritos es una pieza única. De ahí que se tuviera muy claro que no se debía alterar en nada el diseño original»

– ¿Cómo definiría esta joya?

Usted lo ha dicho, como una joya, por su diseño, por su originalidad, por la filacteria esmaltada tan personal, por las piedras tan singulares que lleva, es una pieza especial e irrepetible y como tal la hemos tratado. El alcalde de la cofradía, Felipe Guerra, lo describe muy gráficamente, con solo ver reflejada la sombra de La Corona en una pared se sabe que es la corona de la Virgen de los Ángeles de los Negritos. Indudablemente es una pieza única. De ahí que se tuviera muy claro que no se debía alterar en nada el diseño original.

«Es muy difícil y más en nuestro mundo cofrade innovar y salirse de lo establecido»

– ¿Piensa que se trata de una corona vanguardista?

Si consideramos vanguardia algo novedoso que huye de los estilos predominantes, entiendo que si. No solo la corona sino el paso palio al completo. Es muy difícil y más en nuestro mundo cofrade innovar y salirse de lo establecido. Esa valentía que asumió en su día la cofradía de los Negritos ha hecho que sea una cofradía única y con personalidad.

«Una pieza ya sea de orfebrería, de bordado, un cartel o cualquier obra de arte si tiene un buen diseño y está bien ejecutada, con el tiempo es aceptada»

– ¿Podría hoy en día ser una aceptada por el público una corona tan original?

Yo creo que sí y además pienso que es bueno. Una pieza ya sea de orfebrería, de bordado, un cartel o cualquier obra de arte si tiene un buen diseño y está bien ejecutada, con el tiempo es aceptada. A los cofrades nos gusta recoger los buenos resultados pronto, pero hay que pensar que estas piezas van a quedar para la posteridad. Me comentaba algún hermano de la cofradía que los comienzos no fueron fáciles pero a día de hoy hay poca gente que no disfruta y alaba un palio tan maravilloso. 

«La mayoría de las coronas diseñadas y cinceladas para coronaciones suelen ser de gran calidad»

– Cuando una dolorosa es coronada suele utilizar para la estación de penitencia la presea que le fue impuesta durante este acto. Sin embargo, sucede en ocasiones que es mejor la corona que poseía con anterioridad que la joya con la que fue coronada. ¿Qué opinión le merece esto? ¿Piensa que debería lucirse siempre la presea que le fue impuesta durante la celebración señalada?

No veo mal que se puedan alternar, si la cofradía dispone de coronas de calidad y que encajen con el conjunto del palio no creo que sea un error. Otro tema sería sustituirla por otra pieza de menor calidad, en ese caso restaría. La mayoría de las coronas diseñadas y cinceladas para coronaciones suelen ser de gran calidad.

«Tan importante es mejorar lo existente como crear obras nuevas. De las dos formas se enriquece el patrimonio»

– ¿Qué le parece esta tendencia de enriquecer la corona en lugar de realizar una nueva?

Enriquecer una corona que en su día no se utilizaron los mejores materiales por los motivos que fueran y que con el uso y el paso del tiempo se pueden mejorar, siempre es positivo. Pero eso no quita que se sigan haciendo piezas nuevas. Tan importante es mejorar lo existente como crear obras nuevas. De las dos formas se enriquece el patrimonio.

«Córdoba tiene un gran patrimonio a nivel orfebre y hay mucho donde disfrutar»

– También ha sido autor de la cruz pectoral. ¿Cómo definiría esta pieza? ¿Cuánto ha tardado en ejecutarla?

La cruz de pectoral es un encargo de las hermandades del Jueves Santo según diseño de la hermandad. Es una réplica de la Cruz de guía de los Negritos.

El motivo floral central es el bordado que lleva el manto donde descansa la corona. El encargo lo recibimos en octubre y se entregó hace unas semanas.

«Se está haciendo piezas muy originales que pueden estar inspiradas en el barroco y no dejar de serlo. Lo que no se debe es maquillar algo mediocre bajo el adjetivo de original»

¿Piensa que hay originalidad en la orfebrería o continúan vigentes los caminos labrados durante el Barroco?

Soy de los que opina que lo más difícil que hay es crear, ponerse delante de un papel en blanco y crear una obra de arte está al alcance de muy pocos, ya sea una pieza de orfebrería un bordado o un pregón. Se está haciendo piezas muy originales que pueden estar inspiradas en el barroco y no dejar de serlo. Lo que no se debe es maquillar algo mediocre bajo el adjetivo de original.

«(la corona) de la Coronación Canónica de la Virgen del Rosario, es una obra sublime. No entiendo como el taller (de Díaz Roncero) no hay tenido el merecido homenaje que se merece»

– De las dolorosas cordobesas, ¿qué preseas destacaría y por qué?

Aquí me va a permitir que barra para casa. Junto con mi hermano mayor en aquella época, Manolo Recio y mi padre, tuve la suerte de poder participar e ir casi a diario al taller del grandísimo orfebre cordobés D. Francisco Díaz Roncero. La Corona que salió de ese taller y que cincelara juntos a sus dos hijos, con el acertadisimo diseño de Luis (Álvarez Duarte) para mi cofradía de la Expiración, con motivo de la Coronación Canónica de la Virgen del Rosario, es una obra sublime. Hoy en día esa pieza sería inimaginable poder realizarla. No entiendo como ese taller no hay tenido el merecido homenaje que se merece.

Córdoba tiene un gran patrimonio a nivel orfebre y hay mucho donde disfrutar. Las coronas que están saliendo del taller de Manolo Valera se valorarán con el paso del tiempo, si no lo están ya. Esa familia está realizando piezas únicas. A Manolo lo admiro mucho, es un artista completo: diseña, cincela, modela, es conocedor de las distintas técnicas… un gran profesional. Es de las personas de las que más he aprendido y sigo aprendiendo cada día que paso por su taller.

«Las coronas que están saliendo del taller de Manolo Valera se valorarán con el paso del tiempo, si no lo están ya»

– ¿En qué trabajos relacionados con el universo cofrade se haya inmerso?

Se acaba de terminar la restauración de una diadema para la Virgen de los Ángeles de los Negritos. Estamos realizando un puñal para la Virgen de los Dolores de Moguer y para esta misma cofradía se comenzará en breve un relicario para su paso de palio. Esta semana se hará entrega de una pieza para la hermandad de San Roque y está a punto de concretarse un trabajo que nos llena de ilusión y
que de confirmarse sería todo un reto.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup