Córdoba

Jesús Rosado realizará la túnica del LXXV aniversario de Humildad y Paciencia

Se han seleccionado de entre cuatro talleres de bordado que la comisión ha "estimado que son los apropiados para poder desarrollar este proyecto".

La comisión encargada de gestionar la ejecución de la nueva túnica para el Señor de la Humildad y Paciencia ha informado que el prestigioso bordador astigitano Jesús Rosado será el encargado de ejecutar el diseño de la túnica que la cuadrilla de hermanos costaleros tiene intención de regalar al Rey de Capuchinos con motivo del LXXV aniversario de su bendición. 

Jesús Rosado, el artista elegido para interpretar el diseño de esta pieza espectacular, se ha convertido en los últimos años, por derecho propio y por obra y gracia de su indiscutible capacidad artística y la técnica desarrollada por su taller, en una de las referencias del bordado contemporáneo. Buena muestra de ello es la gran cantidad de obras nacidas de sus manos que cuajan el patrimonio de hermandades de todo el universo cofrade. En la actualidad está considerado como uno de los bordadores de mayor prestigio.

Su taller comenzó a funcionar en 1990 y desde entonces ha realizado obras para numerosas hermandades e instituciones de España y Andalucía. Entre las obras más importantes que ha realizado para cofradías de penitencia sevillanas destacan el manto y saya para la Hermandad de los Servitas, el manto para la Virgen del Mayor Dolor, de la Hermandad de la Carretería, o el manto para la Virgen de la Caridad, de laHermandad del Baratillo. En cuanto a restauraciones, destacan las de los palios de Servitas, Cigarreras, San Isidoro, la Exaltación o el Valle, así como el manto de la Exaltación, obra por la que Rosado fue galardonado con el premio ‘Demófilo’ 2014, concedido por la Fundación Machado.

Entre los grandes proyectos que tiene entre manos en la ciudad de Córdoba se encuentran, además de esta obra para la Virgen de la Salud, los palios de la Virgen del Amor, la Trinidad o la Alegría y entre sus obras trascendentes más recientes caben destacar la túnica que ejecutó bajo diseño de Rafael de Rueda para Nuestro Padre Jesús de las Penas de San Andrés o el estandarte para la Hermandad de Pasión que obedece al diseño de Julio Ferreira.

Amante de los bordados del Renacimiento español, con preferencia por el punto llano y oro tendido frente al volumen que se suele demandar en la actualidad, Jesús Rosado basa su formación en lo que han aprendido sus manos y las lecturas de los libros de cabecera del oficio que colmatan su despacho. En sus proyectos religiosos le gusta trabajar con las mejores materias primas, los terciopelos manuales venecianos, los brocados y el mejor damasco. Sirva de ejemplo que de Tetuán trajo el tejido de camello que empleó para confeccionar una túnica para la hermandad sevillana de San Gonzalo.

Una noticia que llega después de que el pasado mes de septiembre se anunciase que se habían producido algunas modificaciones en el diseño original de la túnica con la que está previsto incrementar el ajuar del titular de la hermandad de la Paz y Esperanza. Un diseño original que fue presentado el pasado 17 de marzo al término de la misa de Quinario en honor del Rey de Capuchinos, momento en el que se hizo público el diseño de Rafael de Rueda, la persona de cuya creatividad emanará el dibujo para la nueva pieza, cuyo trabajo ha estado vinculado en los últimos tiempos con la hermandad capuchina. 

Un diseño clásico, muy del estilo del artista cordobés, que profundiza en la fuente juanmanuelina, y desarrolla el estilo regionalista recurrente en la obra de Rueda, cargado de simbolismo, tal y como el propio autor explicó en la presentación al hacer referencia al tono elegido para la pieza, relacionándolo con el significado litúrgico del rojo sacramental, pese a que la corporación capuchina carece de vinculación alguna con este contenido, abundante en motivos vegetales y hojas de acanto.

El motivo esgrimido para realizar las mencionadas modificaciones por parte de la comisión responsable estriba en que «tras realizar las oportunas medidas» del Señor, «al ser una talla de Martínez Cerrillo tiene ciertas peculiaridades que debían ser tenidas en cuenta«. Una medidas que sorprendentemente nadie parece haber hecho hasta ahora a pesar de que el diseño ya fue terminado y presentado hace meses. No obstante la comunicación remitida a la cuadrilla especifica que las modificaciones son «leves«, si bien perfectamente apreciables.

Izquierda: Diseño Original | Derecha: Diseño Definitivo

Una vez concretado el boceto definitivo y tras descartar tres de los cuatro talleres de bordado que la comisión estimó que eran «los apropiados para poder desarrollar este proyecto«, será imprescindible obtener los recursos necesarios para financiar el primer pago a desarrollar y evidentemente los sucesivos, evitando de este modo que se repitan casos sobradamente conocidos que estuvieron parados desde hace meses por no haber sido factible satisfacer los pagos acordados. Con ese objetivo se han previsto una serie de actividades encaminadas a recaudar fondos, como colectas a través de huchas o una rifa en la que el premio es una reproducción en miniatura del paso de Humildad y Paciencia además de otras puestas en marcha como una fiesta para recaudar fondos.

Sea como fuere, el proyecto parece estar bien encauzado para garantizar, que Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Paciencia luzca, con motivo del LXXV aniversario de su hechura de una nueva túnica donada por su cuadrilla costalera.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup