La Magna Mariana al borde de la suspensión por la intransigencia del ayuntamiento del Kichi

El Consejo Local de Hermandades y Cofradías de Cádiz, ha emitido un contundente comunicado en el que manifiesta su malestar y su repulsa ante la postura de intransigencia del ayuntamiento de todos los gaditanos, rocieros y cofrades incluidos que ha provocado la renuncia de la Hermandad del Rocío a participar en la Magna Mariana al tiempo que aprovecha el citado comunicado para poner de manifiesto la petición pública de la filial gaditana a las demás Hermandades que no suspendan la Procesión Mariana.

Este es el comunicado íntegro del máximo órgano de representación de los cofrades de la ciudad de Cádiz ante una postura del gobierno podemita municipal que ha situado la Magna al borde de la suspensión:

Reunidos los miembros de la Comisión designada por el pleno de Hermanos Mayores en su día  y los representantes de las Hermandades y Cofradías participantes en la procesión Mariana conmemorativa del próximo día 24 de Junio en honor de nuestra Patrona la Virgen del Rosario se acuerda por unanimidad lo siguiente: 

1º. Hacer público su malestar y repulsa por la decisión del Ayuntamiento de Cádiz al considerar en su interpretación de la ordenanza municipal, recientemente aprobada, se vea afectada por la participación de la Hermandad del Rocío en dicha procesión, mediante la utilización de dos mulos, animales de carga, portando su imagen titular (Su Simpecado).

2º. Mostrar su solidaridad con la citada Hermandad, respecto a su forma tradicional de culto externo a la Santísima Virgen, al no tratarse en modo alguno de un espectáculo público, su discurrir en procesión y por ello excluida del texto de la citada normativa.

3º. Ante la dolorosa situación que sufre la Hermandad del Rocío al ver impedida su participación en la Procesión Mariana, por la decisión del Ayuntamiento, su Hermano Mayor en nombre de su Junta pide al resto de Hermandades y Cofradías que van a realizar la misma, que no la suspendan, sino que continúen con ahínco en su preparación, para que el culto a nuestra Patrona y Madre, la Santísima Virgen del Rosario, no se vea perjudicada por su decisión ya que el único motivo que les mueve en su participación, es el amor a la Santísima Virgen del Rosario.

4º. En base a todo lo anterior, el citado Hermano Mayor de la Hermandad afectada, en un gesto de generosidad, y cristiana solidaridad, para con las demás participantes, y a la vista del objetivo y finalidad de la procesión que nos ocupa, manifiesta en este acto al resto de los asistentes, la decisión adoptada por su Junta de Gobierno de declinar su participación en la referida procesión mariana, pese a la ilusión y al trabajo previo que, hasta el día de hoy, venían desarrollando, en relación con esta procesión mariana, al considerar que mediante la cual el pueblo gaditano expresara el día 24 su cariño y fervor hacia su Patrona.