Jaén

Los estrenos que tendrán que esperar para el Viernes Santo linarense de 2021

El Viernes Santo en Linares evoca cada año el sabor añejo de las Cofradías más antiguas que resucitan ese estilo linarense de hacer Hermandad en la calle que fijó los cimientos de las nuevas Hermandades que se crearon a raíz de estas Cofradías. Esta tarde, realizaban Estación de Penitencia cuatro Hermandades como son la Cofradía de la Expiración, Descendimiento, el Nazareno de la Estación Linares-Baeza y el Santo Entierro y Soledad, esta última tras la finalización de la procesión del Santo Cristo Yacente.

La Hermandad de la Expiración, Cofradía que pone su cruz de guía en la calle a las 15:00h, es una de las Corporaciones más fervientes de la ciudad. Fundada por un grupo de carboneros de la localidad vecina de Baños de la Encina en 1894, conforma uno de los cortejos más amplias de cuantas procesionan en la ciudad, un cortejo que alcanza su punto álgido con uno de los actos más importantes de la Semana Santa linarense, como es la Ceremonia de la Expiración, que rememora el momento en que el Señor exhala su último aliento. Este año, la Cofradía había culminado la celebración del 125 aniversario de su fundación, tras la realización de la procesión extraordinaria que protagonizó Nuestra Señora de la Esperanza el 18 de mayo del pasado año, que constituyó un momento único grabado a fuego en la historia cofradiera de la ciudad de Linares. También, había mantenido la celebración del 50 aniversario de la fundación de la banda de cabecera de la Cofradía que, desgraciadamente, el año pasado no pudo alcanzar su colofón íntegramente por motivos meteorológicos que azotaron el Viernes Santo linarense de 2019. Asimismo, los estrenos preparados para esta Estación de Penitencia iban a girar sobre el cuerpo de mantillas de la Hermandad que tenían previsto el estreno de las varas de acompañamientos y algunos palermos.

La Cofradía del Sangrado Descendimiento y María Santísima de las Penas conforma el segundo cortejo que procesiona en la tarde del Viernes Santo, lo hace desde la Iglesia de Santa Bárbara, situada en el barrio del mismo nombre, a través de un largo recorrido que la lleva al centro de la ciudad con paso firme. Posee uno de los Misterios más imponentes de la Semana de Pasión linarense, compuesto por siete Imágenes entre las que se encuentran las de los Santos Varones, San Juan y las Santas Mujeres, un Misterio que fue realizado por el imaginero santanderino Víctor de los Ríos. La Virgen configura uno de los rostros marianos más bellos de la ciudad, realizado por José Ajenjo Vega. La Cofradía, fundada en el año 1552 en la Parroquia de San Francisco, celebraba el, pasado año, el 40 aniversario de la banda de cabecera de la Cofradía que había realizado una gran variedad de actos durante el trascurso del mismo. En el ámbito musical, la Cofradía iba a recuperar el acompañamiento musical de la Virgen de las Penas, el cual estaba previsto que recayera sobre una nueva formación musical, creada en la ciudad, bajo el nombre de Linarejos Coronada, en honor a la Sagrada Imagen de la Patrona de la ciudad. Asimismo, la Cofradía, también, había depositado su confianza en una formación de capital importancia en la historia de la música cofrade de la provincia de Jaén, como es la banda de cornetas y tambores del Santísimo Cristo de la Expiración de Sabiote.

La Hermandad del Santo Entierro de nuestro Señor, Nuestra Señora de las Angustias y Nuestra Señora de los Dolores en su Soledad es la Cofradía oficial de la Semana Santa de Linares, el cortejo en el que participan todas las autoridades civiles y el que porta un total de cuatro pasos, tales como el de Nuestra Señora de las Angustias, el de la Santa Cruz, Santísimo Cristo Yacente y el de Nuestra Señora de los Dolores en su Soledad. Fundada en el antiguo convento de San Juan de la Penitencia, la Cofradía adquiere sus primeras Imágenes, las de la Virgen de las Angustias y el Cristo Yacente, del imaginero Juan de Reolid. Actualmente, las que procesionan son obras de autores más actuales como Víctor de los Ríos, Francisco Palma Burgos y Enrique García Bellido.

Una de las peculiaridades más notables de la Corporación recae sobre la Imagen de Nuestra Señora de la Soledad, y es que la talla del escultor malagueño Palma Burgos procesiona dos veces en la tarde-noche del Jueves Santo; una con todo el cortejo y la otra tras la finalización del mismo, en un corto recorrido que aglutina una inmensa marea de fieles. Este año, los estrenos más importantes iban dedicados a maximizar el número de nazarenos de luz con la realización de nuevas túnicas para este tramo y para la banda de cabecera, así como, lo restauración del paso del Señor.

La Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno de la Estación, es una Corporación que está integrada dentro de la nómina de la Agrupación de Cofradías de la ciudad pero no realiza Estación de Penitencia en la misma ciudad, sino que lo hace en una pedanía cercana. Una Cofradía que procesiona en la tarde-noche del Viernes Santo y que ostenta la antigua Imagen del Nazareno que reinaba en la Madrugá del Viernes Santo linarense, obra del imaginero cordobés Juan Martínez Cerrillo, y que la propia Cofradía del centro de la ciudad legó a la Hermandad estacionera que solo contaba con la presencia de la bella Imagen del Crucificado de la Buena Muerte, de autor desconocido y a la que el año siguiente se incorporaría la Virgen de los Dolores, obra también realizada por Martínez Cerrillo.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup