Córdoba, Pentagrama

Los mejores momentos de la Magna | El Nazareno de Villanueva y la Redención de Sevilla

La Magna de Córdoba ha supuesto un sinfín de momentos que quedarán grabados en la retina tanto del cofrade cordobés como de aquel que se acercó a la ciudad de San Rafael para disfrutar de la cantidad de imágenes devocionales que se acercaron a ella. Todo ello aderezado con diversos elementos que han servido para dar catequesis plástica de fe. Uno de estos elementos singulares ha estado propiciado por el acompañamiento musical que ha servido de contrapunto al caminar de los distintos pasos. Hoy dirigiremos la mirada hacia el Nazareno de Villanueva de Córdoba, que contrató a la excelente Agrupación Musical de la Redención de Sevilla para tan distinguida ocasión.

La imagen cristífera recorrió diversos enclaves estratégicos de la ciudad de San Rafael. De entre ellos destacamos su paso por la Parroquia de San Andrés, una maravillosa revirá de la cuadrilla costalera a sones de la marcha «Madrecita del Espino», de Emilio Muñoz Serna, interpretada de forma magistral por la formación musical sevillana, y que los costaleros supieron templar hasta el preciso instante en el que la composición pedía salir de frente, arrancando así el aplauso del público asistente.

Sin duda una maravillosa chicotá que pudo disfrutar el cofrade cordobés, que se hizo eco de las diversas imágenes devocionales de la provincia, que encierra grandes tesoros en lo que a Cofradías respecta, tal y como se ha podido comprobar en la Magna Exposición «Por tu Cruz Redimiste al Mundo», así como en los respectivos traslados, que además contaron con el color musical de un maravilloso elenco de bandas.