El viejo costal, 💙 Opinión

Sapiens, ¿Homo?

He terminado de leer esta misma semana un libro de Yubal Noah Harari, profesor de la Universidad Hebrea de Jerusalén, de título “Sapiens de animales a dioses”, magnífico el libro y el autor, criado en Haifa y doctorado en la Universidad de Oxford, en esta obra, viene a demostrar que la “cooperación a gran escala” es una de las especialidades de los humanos. Y señala que esta es la diferencia entre animales y humanos. Los animales solo colaboran con los miembros de su manada, solo con los que conoce.

Viene a demostrar la importancia que tienen para estas cosas los relatos, y los chismorreos, sean del orden que sean, económicos, religiosos o políticos, y como nos pasamos la vida trabajando por el miserable dinero, cuando la realidad de la naturaleza nos demuestra que un animal nunca cambiará su comida por algo de dinero.

Las personas buscan puntos de encuentros en las historias contadas y aprendidas con los de su especie, si dos cristianos uno de Cádiz y otro de Hong Kong, se encuentran en mitad de un desierto, ya tienen algo en común, algo que les une, la religión, y se sentirán unidos en su lucha para salir del desierto, lo mismo pasará con las tendencias políticas o con la afición por un deporte o un equipo, buscamos las convergencias en nuestra ideología, y nos unimos para ser más fuertes, necesitando de esa unión para sentirnos miembros de esa tribu.

Pero cuando empezamos a creer que esas ideas en común son únicas y superiores, y que la tribu y sus ideales son más importante que todo lo que te rodea, incluido familia, sociedad, amigos, etc. la tribu se ha transformado en un monstruo, en un tiránico monstruo que terminará por devorarnos a todos incluidos a sus miembros.

Por eso la tendencia en la actualidad de atraer nuestra atención, dándote un buen número de noticias, todas gratis, dando igual que sean verdaderas como falsas, chismorreos, cuchicheos, etc. que te atraen la atención y de paso aprenden de ti, obtienen tus gustos y datos necesarios que después serán vendidos a otros, y de paso te encuadran en un grupo o en otro, esto es lo que se lleva ahora, lo consiguen con internet, Facebook, Instagram, todas estas aplicaciones de redes que tanto nos dan gratis; noticias, curiosidades, y en las que nosotros pulsando si nos gustan o no, les desarrollamos un perfil nuestro, de nuestros gustos y aficiones, que posteriormente será vendido o usado contra nosotros en caso de que sea necesario.

A partir de ahí solo queda reagrupar los grupos por gustos, por aficiones, por ideologías, por religiones y usarlos de la forma que más les convengan, retroalimentando por las redes según convenga y en qué momento.

Así que yo voy a apagar el ordenador, y a desconectarlo de las redes, y a leer solamente en libros, que esos al menos los escojo yo, y casi nadie se entera de lo que voy leyendo, ni de mis gustos, y mucho menos de mis datos, apagar los móviles, y desconectar.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup