Sendero de Sueños

En aquel lugar

Acaba de pasar el día de los difuntos. Días en los que el cementerio parece el Real de la Feria y muchos van para ser vistos. Como ven, no me gusta ir a ese lugar santo durante estos días, prefiero ir cualquier día del año, cuando está más solitario y no se va para ser visto.

Hay lugares en los que siento la presencia de mis seres queridos más viva que nunca. Ejemplo, el lugar de la foto escogida. Un lugar de oración, de recogimiento, lugar donde dar gracias también.

A ese lugar me llevaban de la mano cuando era pequeña, ya fuera para una ofrenda de agradecimiento o para ponernos en sus manos ante alguna situación adversa. Me llevaban a menudo, pues pasaba a su lado gran parte de mi tiempo. En ese lugar me encuentro a mí misma y con ellos, pues sólo ellos sabían adormecer la rebeldía de esta guerrera.

Ahora, cuando la desidia, el aburrimiento y la desilusión reina a mi alrededor, necesitaría estar en aquel lugar al que me llevaban de pequeña, para estar con ellos y que me aconsejaran como callar la voz de mi interior.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup