Advertisements
Córdoba, En mi Huerto de los olivos, Opinión

Juego de tronos

Resulta que, por los avatares de la vida, me estoy encontrando con una serie de episodios, que me demuestran que no hay lealtad y amistad por más de un rincón de nuestras vidas. Yo defiendo, a título personal e interior mío, que si las hay aún. El otro día me dispuse a ponerle una pantalla protectora a mí móvil y en el sitio que me lo hizo, había una serie de personas que estaban hablando de algunos temas parecidos a la serie televisiva de juego de tronos.

En aquel lugar cada uno daba su punto de vista sobre unos y otros. Lo mejor o peor es que no nos damos cuenta que hablar cierto tipo de asuntos en ciertos lugares de cara al público pueden estar llenos de palabras honestas o malintencionadas, y que los receptores las interpreten en función del estado de ánimo de uno u otro, por un lado bueno o malo. Eso depende del grado de implicación que tenga cada uno, como he dicho hace un momento. Y del grado de dar crédito o no a esas palabras o de crear un chisme en toda regla. Y eso en el mundo cofrade nos pone.

Hay personas que son verdaderos defensores de unos y otros, cuando no hace mucho no los podían ni ver. Pero poderoso argumento es el que te den un cargo, una chaqueta o simplemente voz para hablar en una cuadrilla. Todo cambia en solo un segundo, dependiendo de si nos dan o nos quitan. Y muy importante es cómo cada uno de nosotros, nos tomemos esa decisión buena o mala, en función de cómo lo hagamos.

Hay indagadores o buscones, llámenlo como ustedes quieran, que son felices con el chisme todo el día en la boca y de ser un grano de arena, lo convierten en una de las montañas más inexpugnables que se hayan visto. Y por supuesto en los distintos grupos de las redes sociales, que tan pronto es tu amigo como, por un simple comentario, te dejan de hablar y mirar como si te hubieses metido con algún familiar de ellos. Oye y cuando ayer eran los amigos más íntimos ahora parece que ya no lo son. Antes se querían y ahora se odian.

Luego están los moluscos que van dejando su rastro por allí por dónde van. No sé si lo hacen para ver las salivas que sueltan o simplemente porque su conocimiento no les da para más. Estos que son muy bajos y no lo son aún más porque no saben nadar. Está visto y comprobado que con solo darles un cargo en una junta de gobierno, una chaqueta en un equipo de capataces o la voz en una cuadrilla, ellos solos se ponen su medalla para que todos la observemos.

Esta semana hay amigos míos que me han demostrado lo que es la lealtad y amistad. Más de uno debería de mirarse su interior y no mirarse tanto su ombligo. En esta vida a todos nos llega el momento de tener un cargo, una chaqueta o la voz, pero estaremos preparados para ello o seremos un simple lamerón. En esta vida a todos nos llega el momento de decir hasta aquí, pero estaremos preparados para ello o simplemente nos aferraremos a ese puesto, cueste lo que cueste. En esta vida a todos nos llega el momento de mirar lo que hemos hecho en nuestras vidas, primero hacia nosotros y luego hacia los demás. Estaremos preparados para los que nos pueda venir…

Quizás la amistad y la lealtad no den tronos, pero dan prestigio, influencia, reputación, notoriedad, honorabilidad. Hay que saber cuál es nuestro lugar en nuestras vidas y si queremos conseguir algo no debemos de hacerlo a costa de humillar a los demás. Si lo haces al final te llegará a ti en tu contra. En función de lo que siembres en tu vida así recogerás y esto no lo digo yo, lo dice el tiempo. Recuerden: los tronos son efímeros y según hagas, así recibirás. En cualquier momento te puedes encontrar con una sorpresa. Y sé de lo que hablo. A quien hierro mata, a hierro muere.

Sean felices y extrapólenlo, no se lo queden para ustedes, no sean egoístas. Bueno, se acaban las vacaciones para otros y, gracias a Dios, comienzan las mías. Ya me tocaba.

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: