Advertisements
Córdoba, En mi Huerto de los olivos, Opinión

Palcos, sillas y Carrera Oficial

Madre mía y dale perico con el torno, ¡qué cansinos! Se están poniendo igual de pesados que los catalanes con su mentira de autodeterminación y su república fugaz. Llegan épocas del año que a este ritmo vamos a convertir en una tradición. Qué pesadez. Me voy a tener que tomar una pastilla para los ardores de estómago.

Cuando se acerca la Cuaresma, cuando los pebeteros e incensarios empiezan a humear con más frecuencia, parece que este olor que algunos nos da vida a otros les sienta como el humo del tabaco. Con varias diferencias muy importantes, el primero huele a gloria y no daña a la salud, el otro ya saben lo que produce.

Así de esta manera las asociaciones anti tradiciones religiosas ya están en pie de guerra con la Carrera Oficial, los palcos y las sillas, por el terrible daño que realizan al entorno y de la S. I. C. Otras actividades que se realizan alrededor de la misma, no hacen tanto daño como la Carrera Oficial. De verdad, la inteligencia de estos organismos no les dan para más.

Volvemos cada año a la misma historia, una y otra vez. De verdad, que pesados. Ya está bien. Y qué decir de la posición de la casa de los cordobeses, sí, sí. La casa que representa a TODOS y TODAS, – me pongo en plan político – que parece que a los que nos gusta la Semana Santa, hermandades, nazarenos, tallistas, imagineros, bandas, orfebres, bordadores, cererías, cordonerías, sastres, cartoneras, empresas que realizan vídeos, tiendas de artículos cofrades, etc., no estamos representados por esta Casa Consistorial. Será que no mueve lo suficiente en cuestión económica, sino que además el turismo que atrae. Vamos pecata minuta.

Qué inquina tan absurda y cansina. Es normal que desde el máximo órgano de representación de las hermandades de Córdoba, estén en la posición que están. Vamos a ver, que es que cansa ya tanta antipatía. Vamos a ver se ha conseguido que la Carrera oficial tenga un marco único en el mundo. ÚNICO. No se puede comparar con otra en el mundo. Es de una belleza sin igual.

Pero para esto tipo de vecin@s que no les gusta el olor a incienso y cera, les molesta todo lo que tenga que ver con el mundo cofrade. Tienen allí olores mucho peores y no les veo que se quejen tanto, sobre todo cuando llega el verano en nuestra ciudad. Y sino den una vuelta por esa zona y podrán comprobarlo.

En otra ciudad de la geografía andaluza, con una alcaldía como la cordobesa, no tienen tanta polémica porque lo ven desde otro punto de vista de turismo, economía para la ciudad, que es lo más importante para su ciudad. Y crean su Museo Cofrade que es otro motivo para ir a ver a esta ciudad preciosa. Es pensar en positivo y querer tener más opciones sean de la índole que sean pero lo importante que aporten beneficios a la ciudad.

No si unos son cofrades y otros no y la aversión es total y brutal. Vamos a tener otro punto de vista en bien de la ciudad y no sólo el de cada uno que según, haya tomado o no ese alimento que ayuda a ir al baño o no, se levanta con una mala baba que no hay quien lo aguante. Vamos a trabajar por la ciudad para que tengamos más ingresos y llevemos a nuestra ciudad al sitio que se merece. Vamos a sumar entre todos y no a restar.

Bueno pues hasta aquí esta semana. De verdad que bien sienta realizar un artículo con tus marchas procesionales de fondo y ya de remate con tu pebetero quemando un poquito de incienso, que siempre será un poco mejor que otro olores y ruidos que se emanan en el entorno de la joya de la Judería cordobesa. Que tenemos un entorno que quita el “sentío”.

Sean felices y extrapólenlo, no se lo queden solo para ustedes. Recuerden es más fácil sumar que restar. Disfruten de nuestra ciudad con todas las actividades que nos ofrece, desde el respeto por las actividades que te puedan gustar como las que no nos gusten. Tod@s tenemos que tener actividades que nos satisfagan y hagan que nuestra ciudad sea cada día más grande, hermosa y lo más importante contribuyendo a su historia, que es única.

Pd.- Sigo con mi erre que erre, y la calle para la saga de los Sáez p’acuando?

Advertisements

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR
Aviso de cookies