El viejo costal, 💙 Opinión

«Casi ná”

Esta expresión castiza fue la que se escapó de mis labios cuando terminé de leer los 17 folios de los actos preparados por la Hermandad de la Esperanza Macarena de nuestra vecina ciudad de Sevilla, para celebrar la conmemoración de su 425 aniversario fundacional.

Actos divididos en seis áreas, Cultos, Formación, Caridad, Evangelización, Cultura, y Patrimonio, un largo programa complejo con infinidad de rincones, llenos todos de un buen sabor cofrade y tal como ésta Hermandad proclama en dicho programa “La Hermandad de la Macarena tendrá en 2020 la oportunidad de servir a la Iglesia en el objetivo de abrir nuevos procesos de evangelización a través de la celebración del acontecimiento fundacional de nuestra Hermandad.”

Y aunque muchos de los cofrades de nuestra ciudad no lo crean, quieren abrir este proceso de evangelización sin realizar una salida extraordinaria, increíble, para muchos “conocedores de este tipo de materia”, pero todo un acierto, para los que no sabemos tanto de estas cosas.

No van a salir, y yo me muero de ganas de que salga este año, en la Madrugá más cierta, me muero de ganas por que se llene de Esperanza las calles de Sevilla y con la certeza de saber lo que pasará este año, sencillo, solo va a pasar lo esperado, los Cofrades y el pueblo de Sevilla se mueren de ganas de ver a su Reina, una vez más y siempre igual, simpleza de saber hacer las cosas bien.

Este regusto es el que me queda en la boca, cuando siento que esta pasión es eso, una locura, una incongruente necesidad, quiero que salga, y al salir solo una vez al año, me marca esta dolorosa penitencia, y me obliga a esperar a ver pasar la Reina de esta tierra.

Poco recorrido, no, ninguno. Ganas de verla todas, inmensas. Pasión por Ella, hasta la locura, y así esperamos que llegue el ansiado día. Qué difícil es entender esta pasión y locura, que por desear algo se obligue uno a lo contrario, aumentando así las ganas y el deseo de ese algo. Toda una locura.

Pero les ruego lean en programa, vean la diversidad de raíces que abarcan muchas de las facetas obligadas, y por muchas hermandades olvidadas, vean la facilidad de rellenar con acciones cada una de las distintas áreas de una hermandad, vean, observen con atención y en algunos casos observen como haciendo poco y bien hecho se hace más, y no es ninguna locura dejar las salidas solamente para la Semana Santa.

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup