Córdoba, 💜 De Cerca

Salvador Fuentes: «No vamos a consentir que se siga castigando al mundo cofrade»

A nadie escapa que la relación entre el ayuntamiento de Córdoba y las hermandades no atraviesa por un momento dulce. Buena prueba de ello ha sido el último desencuentro protagonizado por el cogobierno del Partido Socialista e Izquierda Unida y la Pro Hermandad de La O que ha concluido con la negativa para que pueda utilizar el Centro Cívico de Levante, la antigua Cárcel Provincial para montar allí su paso de palio y realizar desde allí su salida procesional del Sábado de Pasión.

Para analizar este asunto y cuestiones adyacentes, Gente de Paz ha entrevistado a Salvador Fuentes, Concejal del Ayuntamiento de Córdoba y Viceportavoz del Grupo Municipal Popular. Nacido en Palma del Río, inició su dedicación a la vida pública en 1991 como concejal de Ayuntamiento de Palma del Río. Posteriormente, fue elegido Parlamentario andaluz en 1995, escaño que ocupó hasta 2011, asumiendo las responsabilidades de Portavoz de Industria y después Portavoz Economía, Hacienda y Presupuesto y Portavoz Adjunto del Grupo Parlamentario Popular.

En 2011, regresa a la vida de concejal desde el Ayuntamiento de Palma del Río y desempeñando la labor como responsable de la Delegación de Hacienda y Vicepresidente Primero de la Diputación de Córdoba hasta 2015. En la actualidad ejerce la labor de Viceportavoz y se ha significado de manera muy activa en los últimos tiempos en cuestiones relacionadas con las cofradías, de ahí el interés que sus opiniones. Fuentes nos recibe en las dependencias del Partido Popular en el ayuntamiento de Córdoba para abordar varias cuestiones de sumo interés para los cofrades cordobeses. No pierdan detalle.


«Desde el primer momento que llegó la señora Ambrosio la relación con el mundo cofrade ha sido muy complicada, y no es achacable al mundo cofrade»

– ¿Por qué es tan difícil la relación entre Cofradías y Ayuntamiento en los últimos años?

Por una cuestión absolutamente política. El ayuntamiento como gobierno no entiende que tiene que gobernar para todos, independientemente de que sean católicos o sean de otra religión. No lo conciben así, de ahí que desde el primer momento que llegó la señora Ambrosio la relación con el mundo cofrade ha sido muy complicada, y no es achacable al mundo cofrade.

No hay más que tirar de hemeroteca. Las continuas provocaciones a la Iglesia, las continuas insinuaciones con el tema de la catedral… La Iglesia y el mundo cofrade han sido una herramienta electoral del equipo de gobierno para buscar votos. Entendemos que no hay que manosear el tema cristiano. Se gobierna para la mitad de Córdoba y ahí, desgraciadamente, no entran los cristianos.

«No hay más que tirar de hemeroteca. Las continuas provocaciones a la Iglesia, las continuas insinuaciones con el tema de la catedral…»

– ¿Algunos gestos del gobierno municipal obedecen a una aversión a la Iglesia y a las Cofradías o es solamente una impresión?

Tiremos de hemeroteca. La sensación que hay es de falta de sensibilidad. Es una realidad social que a nadie se le escapa. En Córdoba el 80% de la población vive la religión cristiana. Tenemos un gobierno de espaldas a la realidad de Córdoba. No es cuestión de percepción sino de realidad. Esa aversión que se tiene la plasman en políticas cotidianas.

De cualquier tema religioso hacen un debate, mueven una cortina de humo. Y también se utiliza para, con estas cortinas de humo, tapar el desastre que es este gobierno. Así no reparamos en los barrios que no tienen luz, parques adecuados o una limpieza idónea así como otra serie de servicios públicos que deberían tener. 

«La Iglesia y el mundo cofrade han sido una herramienta electoral del equipo de gobierno para buscar votos»

– En su opinión, ¿por qué se ha enrocado el gobierno municipal en la negativa a la O?

Por sectarismo, torpeza y tozudez. Primero porque tomaron una decisión absolutamente arbitraria, se dieron cuenta del alcance de esa decisión con el informe del secretario, quisieron repararla con otro contrainforme emitido por la asesoría jurídica y viene a darle la razón al secretario. Ahí se quedan en un callejón sin salida.

Lo que se le niega a la O se le da a colectivos políticos, sabiendo que eran colectivos políticos. A una agrupación de electores que conforma el tripartito del gobierno de Córdoba. Ellos sabían perfectamente que con esos dos informes encima de la mesa podían haber arreglado la situación.

Tenían una salida airosa dada por la asesoría jurídica y el secretario: monten ustedes el paso en el patio del centro cívico, que no en el centro cívico, trasládenlo en la puerta de la Iglesia y desde allí comienzan el cortejo. Ahí, muy influenciados por ese sectarismo, se lo negaron hasta tres veces. Todo con una actitud torpe y muy soberbia.

«La negativa a La O se produce por sectarismo, torpeza y tozudez (… ) es la consecuencia de un gobierno instaurado en la soberbia»

– ¿Se le ha ido de las manos el asunto a la señora Ambrosio?

Sin duda alguna. No se le puede achacar solo a IU por ser de Participación Ciudadana y a su delegada. Ella, Ambrosio, es tan responsable como la que más de cualquier actuación de su equipo de gobierno. La alcaldesa es la máxima responsable y tiene que asumir su responsabilidad. Ella es quien niega verbalmente la solicitud al Hermano mayor cuando tiene dos informes que estiman lo contrario.

Sigue insistiendo en su tozudez, es la consecuencia de un gobierno instaurado en la soberbia. Puedes tener la ideología que tengas, pero siendo alcaldesa, tienes que cubrir con tu gestión a todo el mundo, a todos los cordobeses y cordobesas y no a unos si y a otros no. Los grandes perdedores han sido los pertenecientes a la Iglesia.

– Hay quien dice que ha sido una cuestión táctica, que cómo iba a desautorizar a sus socios de gobierno pudiendo perjudicar un posible pacto tras las elecciones.

Eso es una excusa bondadosa para la alcaldesa. Yo eso no lo comparto. Los servicios jurídicos le dan una salida muy inteligente y legal a una actitud que presumía y suponía unos indicios de arbitrariedad y prevaricación y aun así persiste en su contumacia. Eso es lo que hemos puesto de manifiesto y vamos a combatir, esa doble vara de medir.

No es cuestión de táctica política, sino que no quiere tratar a todos por igual. No esperaban que nosotros llevásemos ese tema al juzgado, pero no vamos a consentir que se siga castigando al mundo cofrade y a la Iglesia por esas estrategias electorales de la izquierda radical que no van a ningún sitio. Son tan ciudadanos como el que más.

«Han ido a por la religión católica expresamente, ya que prohíben la actividad religiosa, y sin embargo permiten actos políticos y sindicales»

– ¿Qué espera el Partido Popular del hecho de llevar este asunto a los tribunales?

Primero a ver si somos capaces de que los tribunales nos digan qué es lo que hay que hacer. Segundo, y si le dan la razón a los servicios jurídicos y al secretario de ayuntamiento, para que no vuelva a ocurrir más, ni para unos ni para otros. Y tercero para que nos sirva para no seguir amparándonos en la ambigüedad y que el gobierno de turno pueda recurrir a la arbitrariedad para darle unas cosas a unos y quitárselas a otros.

«El tripartito no quiere saber nada de la religión cristiana»

Se presenta de prisa y corriendo la modificación del reglamento. Un reglamento que se viene gestando en los centros cívicos dos años. Se nos entrega a los grupos ocho días antes, para que los grupos de todo el pleno decidamos y votemos a favor de ese reglamento. Nos pareció una barbaridad.

Encontramos una curiosa enmienda en la que aparece perfectamente definido que no puedan llevarse a cabo actividades de índole religiosa, pero sí pueden realizarse actividades de carácter político, sindicalista o mercantil. Es la prueba evidente y manifiesta que pone en entredicho la gestión del gobierno. Han ido a por la religión católica expresamente, ya que prohíben la actividad religiosa, y sin embargo permiten actos políticos y sindicales. El tripartito no quiere saber nada de la religión cristiana.

Cuando se plantea el tema de la celebración de esas actividades, el consejo del movimiento ciudadano en el pleno está en contra de eso. Nos pide que vuelva el artículo como estaba antes. Fue muy contundente. Son indicios claros del sectarismo del tripartito contra la Iglesia y el mundo cofrade.

«Nosotros vamos a consentir que salga desde el patio del recinto. Montando el paso ahí y trasladándolo hacia la Iglesia»

– ¿Por qué tanta prisa?

Porque son contrapartes del pacto. Había prisa por el plan de la igualdad transversal. No se evaluó el primero y se aprobó el segundo después de cuatro años sin hacer nada a favor de la mujer. Son las prebendas que tiene que pagar el gobierno para mantenerse en pie. Nunca le hemos visto a la alcaldesa ni un mal gesto hacia sus socios del tripartito.

– ¿Si gobierna el PP podrá salir la O del centro cívico de Levante?

Eso se lo dijimos al hermano mayor. Encaja jurídicamente ahí, en los términos puestos de manifiesto por la asesoría jurídica. Montando el paso ahí y trasladándolo hacia la Iglesia. Nosotros vamos a consentir que salga desde el patio del recinto. 

«La diferencia de que los pasos salgan a la calle o no es brutal económicamente hablando. Eso la sociedad tiene que reconocerlo y premiarlo»

– ¿Se valora en esta ciudad la trascendencia social de las Cofradías?

La ciudad sí, el gobierno no. Estando en la Diputación insistí mucho en que la Agrupación tiene que decir a la ciudad lo que supone la Semana Santa en términos económicos. Ellos no querían, ya que decían que no estaban para dar datos económicos, porque ellos están dentro del mundo cofrade, y que las Hermandades realizan una labor los 365 días al año, con una labor social impagable, mientras que otros realizan una labor social de nómina. No hay ninguna Hermandad que no haga labor social callada.

La diferencia de que los pasos salgan a la calle o no es brutal, económicamente hablando. Eso la sociedad tiene que reconocerlo y premiarlo. En este tema el mundo cofrade encargó un informe a Loyola, en el que insistimos mucho, reconociendo lo que supone la Semana Santa y la cuaresma para las ciudades. Son muchas profesiones artesanales que viven de eso.

Con respecto a la música, en Córdoba tenemos 16 bandas, puede haber 3000 chavales que no pueden estar tirados junto a naves. Primero por la labor educativa que hace la banda, segundo porque les quitas de las calles, y tercero porque les enseñas disciplina, estudio, trabajo, y algunos pueden llegar a ser músicos. Muchas veces conviene que todo el mundo sepa la labor que hacen callada y de forma impagable.

El hecho de tener o no tener Semana Santa revierte en millones de euros, y cuesta menos que un museo. Si nosotros llegamos al gobierno de Córdoba sabemos exactamente dónde hay que poner el mundo cofrade. ¿Se puede hablar de competir? Pues compitamos con Sevilla y Málaga. ¿Por qué no? Tenemos magníficos imagineros, un mundo cofrade envidiable. Si Sevilla hubiese hecho un Rocío de la Fe o la Magna Mariana estarían en la BBC. En Córdoba hemos dado pie a una serie de críticas muy crueles con el mundo cofrade. Se reprocha el Santo en la calle, la ocupación pública, que no viven en paz en un barrio… 

– ¿Va a aprobar el ayuntamiento un estudio anual?

Ya lo hacen las Hermandades, queremos difundirlo y ponerlo en valor, para que se sepa. ¿Qué evento fuera del tema religioso mantiene doce horas a 200.000 o 300.00 en la calle? Viene la gente expresamente a ver el paso. Queremos hacer unas jornadas para dar a conocer lo que supone económica y socialmente poner a una Hermandad en la calle. Con naturalidad, sin alardes. 

«Si nosotros llegamos al gobierno de Córdoba sabemos exactamente dónde hay que poner el mundo cofrade. ¿Se puede hablar de competir? Pues compitamos con Sevilla y Málaga»

– ¿Corre riesgo de involución la carrera oficial?

No creo, Córdoba está sacando su esencia cofrade. Puede que la gente estuviera acostumbrada a una carrera oficial más cómoda, en esta hay espacios que están reservados, son estrechos y que, por características, no la hacen cómoda. Pero se gana más que se pierde, porque por la proyección al mundo al ser un acto religioso, propiciando estampas incomparables con cualquier otra ciudad. A la imagen de la Catedral no se le puede comparar ni la Campana ni la Alameda. 

«Si Sevilla hubiese hecho un Rocío de la Fe o la Magna Mariana estarían en la BBC»

– ¿Qué opina de lo ocurrido con la Hermandad de Cañero, obligada a cambiar el itinerario?

Eso es un exceso de una interpretación muy forzada del reglamento de seguridad. Nosotros le hubiésemos dado una vuelta más, insistiendo en haber evitado eso. La falta de efectivos policiales, que están en precario, es fruto del problema de funcionalidad del ayuntamiento, como los problemas de movilidad. 

– Es un problema que se ha venido agrandando durante los últimos tiempos, con procesiones que han tenido que salir sin presencia de policía local…

Con personal de seguridad de la Hermandad viéndose obligado a tomar decisiones que no son suyas. Pero hay un trasfondo. Es tal la confianza que se tiene en el mundo cofrade, que deja al desamparo la organización a sabiendas de que va a salir bien. He visto momentos críticos y nunca se ha tenido un problema de seguridad, con calles en las que no cabe una aguja. El mundo cofrade tiene esa autoridad moral para organizar una procesión con o sin policía.

«Cuando uno no tiene ese concepto religioso no hay cabalgata de Reyes. Si no existe ese concepto se convierte en carnaval, y eso es inadmisible, porque estamos pervirtiendo la festividad»

– ¿Qué cambios precisa la cabalgata de Reyes? Hay quien opina que su gestión debería correr a cargo de la Agrupación de Cofradías o alguna entidad que considere a la cabalgata como un componente religioso y no como una cabalgata de carnaval.

Cuando uno no tiene ese concepto religioso no hay cabalgata de Reyes. Si no existe ese concepto se convierte en carnaval, y eso es inadmisible, porque estamos pervirtiendo la festividad.  Se trata de una celebración religiosa, la Natividad del Señor.

A las peñas les hace falta tutela artística, a pesar de que hacen una labor encomiable. ¿Por qué no cambiar el modelo y buscar formas de colaboración de arte y oficio? Una subvención para que se haga un boceto y alguien lo haga realidad con la colaboración de las peñas. Hay cinco carrozas que son irrenunciables, la Estrella, el Portal de Belén y los tres Reyes Magos. El cortejo tiene que ser contextualizado con lo que conlleva esa fiesta, sin dejar de conectar con los niños.

«Tenemos que agrandar la figura de la Fuensanta. Hay que combatir la ideologización de esta celebración popular de forma inteligente»

– Y con la Velá de la Fuensanta, ¿qué hacemos?

La Fuensanta es la patrona de Córdoba y tiene que tener su sitio, como San Rafael. No podemos negarnos ante la evidencia. ¿Y por qué no San Fernando? La Velá de la Fuensanta es perfectamente compatible y no tiene por qué ser solo de ese barrio, tiene que ser de la ciudad. Tenemos que agrandar la figura de la Fuensanta y que esa celebración sea pública. 

Hay que combatir la ideologización de esta celebración popular de forma inteligente. La gente tiene fervor a la Fuensanta, por ella va mucha gente de forma anónima que vive en toda Córdoba. En esa fiesta tiene todo el mundo cabida de una manera o de otra, y tiene que hacerse de forma muy inteligente. 

«Como concejales hemos estado y vamos a estar detrás de los pasos mientras la Hermandad o la autoridad eclesiástica no nos lo impidan. Nuestra obligación como autoridad es estar ahí»

Por muy del PP que sea, no voy a cometer la tentación de «manosear a los Santos». Lo digo con toda la contundencia del mundo. La Iglesia a la Iglesia y las instituciones a las instituciones. No cometamos el error de arrogarnos más que nadie la representación que corresponde a la Iglesia. No se puede ser Hermano Mayor y concejal.

Nosotros compartimos el mundo cofrade. Vamos donde nos invitan, donde no nos invitan no vamos. Como concejales hemos estado y vamos a estar detrás de los pasos mientras la Hermandad o la autoridad eclesiástica no nos lo impidan. Nuestra obligación como autoridad es estar ahí.

«(La titularidad de la Catedral) no tiene ninguna duda para nosotros, es de la Iglesia, lo demás es una cortina de humo, un despropósito y una gran pantomima montada por la alcaldesa para tapar su desgobierno»

– ¿El jueves de Corpus  debe ser fiesta local?

Sevilla lo hace y tiene una ceremonia importante. Aquí no tiene por qué. Ya tenemos la Fuensanta y no vamos a renunciar a eso. Lo que sí se tiene es que celebrar como debe celebrarse. Hasta ahora la Iglesia lo ha encajado un sábado o un domingo, nosotros no vamos a hacer de eso un debate.

– La titularidad de la Catedral…

Eso no tiene ninguna duda para nosotros, es de la Iglesia, lo demás es una cortina de humo, un despropósito y una gran pantomima montada por la alcaldesa para tapar su desgobierno. Si miras la comisión es cualquier cosa menos una comisión de experto. Si miras las declaraciones es cualquier cosa menos un juicio de valor de una alcaldesa de todos y de todas, y si miras el trato que se le ha dado es una estrategia del todo partidista para montar una confrontación.

No es cuestionable ni jurídicamente ni nadie piensa en ello. Te pongo un ejemplo. La Mezquita Catedral es el iceberg turístico de Córdoba en el mundo, como la Sagrada Familia en Barcelona, con o sin Colau, le guste o no le guste, y Barcelona vive del turismo con Podemos y sin Podemos, y en Granada es la Alhambra. El tercer monumento más visitado de Europa es la Mezquita Catedral, el mejor cuidado es la Mezquita Catedral, y lo hace el Obispado de Córdoba. Hay un ejemplo muy significativo que es la gestión de la Alhambra, que es muy mejorable y está en el juzgado.

La Iglesia está siendo muy inteligente, está vendiendo al mundo la Mezquita Catedral. Lo lamentable es que los de fuera saben más de ella que nosotros mismos, incluidos los árabes. Además de la Mezquita Catedral tenemos un problema, la gente no se sale de ella, vamos a irradiar el turismo por el casco histórico. Presentan las Iglesias Fernandinas en el obispado e invitan a todos los tour operadores de España. Eso no lo ha hecho el Ayuntamiento en su vida ni para promocionar el Alcázar. Esta alcaldesa está montando una política absolutamente estéril y dañina, para sacar cuatro votos.

«El mundo cofrade tiene que formar parte del proyecto de ciudad. Así hay que entenderlo, para hacerlo con naturalidad, sin agravios, sin revanchas, pero sin un paso atrás»

– ¿Qué opina de las conclusiones de la comisión del casco histórico en lo que a Hermandades se refiere?

Yo creo que esas conclusiones hay que respetarlas pero la ciudad es más grande que el casco histórico. Hay que ver los pros y los contras. Si yo empiezo a sacar conclusiones de cada barrio y lo que supone para ellos la actividad del Ayuntamiento nos llevaríamos una sorpresa enorme.  El concepto de ciudad debe entenderse de forma global. Ser muy sensible al ciudadano que es el que vive y paga sus impuestos. ¿Que el casco histórico aporte unas conclusiones que pongan en cuestión al mundo cofrade? Son nueve días, pero también cuestionan otras cosas, como el turismo, el comercio… tampoco podemos hacer un parque temático ahí. No debe utilizarse como arma arrojadiza hacia el mundo cofrade.

Con respecto a las cruces de mayo, que le pregunten al que vive de ellas, no solo al que las monta que suelen ser Hermandades… Entre todos debemos hacer un esfuerzo para que el entorno donde se montan las cruces se respeten, sin hacer barbaridades e incurrir en botellones, buscando una convivencia que es lo que tiene que ser la cruz. Es responsabilidad del ayuntamiento pero también de las Cofradías, con dispositivos de seguridad y limpieza. La logística en torno a esa fiesta debe estar garantizada.

– ¿En qué va a cambiar la relación entre ayuntamiento y Cofradías si gobierna el Partido Popular?

En todo, las relaciones personales son magníficas, la idiosincrasia es muy parecida y el interés general coincide. Ellos por una cosa y nosotros, como institución, por otra. Estamos condenados a hacer las cosas muy bien por razones económicas, sociales, cofrades, por la propia ciudad. El mundo cofrade tiene que formar parte del proyecto de ciudad. Así hay que entenderlo, para hacerlo con naturalidad, sin agravios, sin revanchas, pero sin un paso atrás. Pero no vamos a cometer el error de erigirnos en el Hermano Mayor ni el Presidente de la Agrupación de Cofradías. 

Suscríbete

Introduce tu correo electrónico para recibir todas las novedades. 


Powered by WordPress Popup